El Gran Sorteo de LA NUEVA ESPAÑA

El Nissan Juke aparca en Poo de Llanes

La lectora Carmen María Ramos, de Sama de Langreo, gana durante sus vacaciones el coche que sorteó LA NUEVA ESPAÑA esta semana

02.08.2015 | 04:39
Carmen María Ramos, ganadora del Nissan Juke, con Miguel Ángel González, gerente de Cyasa, y Francisco Costales, jefe de gestión de LA NUEVA ESPAÑA.

"Creía que era una broma, era imposible que me hubiera tocado a mí". Carmen María Ramos, de Sama de Langreo, tuvo que pellizcarse más de una vez para darse cuenta de que no era un sueño y que ella había sido la afortunada ganadora del Nissan Juke que sorteó el pasado viernes LA NUEVA ESPAÑA. A lo largo de su vida ha participado en diferentes sorteos, pero la suerte no le había sonreído. Sólo una vez, y a medias. "Hace cerca de veinte años gané un jamón haciendo la compra, pero como eran un encargo de mi madre, dijo que era suyo y se lo quedó", recuerda divertida. Profesora interina, Ramos asegura que es una conductora "de pocos kilómetros", y que únicamente coge el coche para lo necesario. Su marido ni eso, ya que, aunque tiene carnet de conducir, no es muy aficionado a ponerse al volante del automóvil. "Prefiere que lo lleve yo", señala Ramos.

Lectora asidua de este diario, reconoce que el "mérito" de ganar este coche debe compartirlo con su padre, quien día tras día acude a la sidrería La Xagarda, en Poo de Llanes, a comprar tres ejemplares de LA NUEVA ESPAÑA: uno para él, otro para su hija Carmen y un tercero para un primo suyo. Y todos los domingos se repite el mismo ritual. "Cuando me levanto, en la mesa del desayuno me encuentro la cartilla del sorteo, mi padre me dice que la rellene rápido, que la va a echar a ver si hay suerte", apunta Carmen Ramos. Por fin la hubo, aunque ir a recoger su nuevo coche fue todo una maratón. "Estábamos en Poo de Llanes, tuvimos que ir a Infiesto a ver a mis tíos, luego a Sama, a Oviedo a por el coche y luego el camino inverso, una auténtica locura", declara la ganadora del Nissan Juke, quien reconoce que aún no sabe qué destino tendrá su nuevo vehículo. "Me da un poco de pena cambiar de coche, porque el mío tiene seis años pero no pasa de 24.000 kilómetros, y parece que ahora ya me había hecho a él", señala. Descartando a su marido y a uno de sus hijos, su padre podía ser un buen destinatario. Así podría jubilar su viejo Clio del 92, aunque Ramos no lo tiene del todo claro. "El Juke es muy moderno, tiene muchos botones y mandos y no sé si será demasiado coche para él", comenta. Tiene tiempo para pensarlo. Aunque le costó creérselo, y en un principio creía que era una broma, el Nissan Juke de esta semana es suyo. Esta fiel lectora ha sido la cuarta agraciada con el coche que sortea este verano LA NUEVA ESPAÑA. Pero los que aún no han conseguido premio deben seguir probando suerte porque aún quedan por entregarse seis fantásticos Nissan del modelo Juke 1.2 de gasolina, DIG-T, dotados con 115 caballos, equipamiento "Acenta" y cinco puertas. Y hay más. Tras las diez primeras semanas de juego entrarán en el sorteo los cinco sueldos de mil euros mensuales durante un año. Dinero contante y sonante que siempre viene bien, mucho más en época de estrecheces económicas.

Es necesario resaltar que esta cantidad se contabiliza en términos netos, es decir, que los cinco agraciados recibirán mil euros todos los meses. LA NUEVA ESPAÑA, que entregará un total de 60.000 euros en premios, se hará cargo del ingreso en la Agencia Tributaria de la correspondiente retención. Eso sí, los ganadores deberán incluir el premio en su declaración de la renta, consignando su valor total, para lo que contarán con una certificación de la empresa editora de esta cabecera. La forma más sencilla de disfrutar de este regalo a la fidelidad.

Porque ser lector de LA NUEVA ESPAÑA tiene muchas recompensas. Algo de lo que pueden dar fe los cientos de asturianos asiduos a este diario que han sido agraciados con alguno de sus múltiples premios durante los últimos años.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine