Bajón de temperaturas tras alcanzar el domingo el valor más alto del año

El termómetro cae hoy más de cinco grados, aunque se recupera mañana

04.08.2015 | 04:04
Bajón de temperaturas tras alcanzar el domingo el valor más alto del año

El tiempo da una de cal y otra de arena en este recién iniciado mes de agosto. Si el pasado domingo se alcanzaron en la región las temperaturas más altas del año, muy por encima de los treinta grados, ayer se produjo un significativo descenso, de unos cinco grados, con máximas de 27 grados en Oviedo y Gijón, y casi 29 en Mieres. Hoy, los termómetros volverán a bajar de firma significativa, se prevé que más de cinco grados. Además, están previstas tormentas y precipitaciones. El único consuelo es que el tiempo mejora el miércoles, aunque vuelve a empeorar el miércoles y el jueves.

Lo cierto es que el domingo se vivió la jornada más cálida del año, y eso que el 1 de julio ya se había registrado altas temperaturas también por encima de 30 grados. Se registraron más de 35 grados en la estación de Amieva, en torno a s cinco de la tarde. En Mieres y en Soto de la Barca (donde se suelen registrar las temperaturas más altas en verano) se llegó a los 34 grados y en Cabrales y Lena se superaron los 33. En Oviedo y Somiedo alcanzaron máximo de 32 grados, temperaturas altas, pero que están lejos de los máximos históricos de la región, que son los 36,4 grados que se registraron en Gijón el 19 de junio de 1998 y en Oviedo el 7 de septiembre de 1988. El domingo, el calor echó a los asturianos y a los turistas a las playas de la región, que registraron un lleno absoluto, son las consiguientes consecuencias para el tráfico, con atascos en vías como la Autovía del Cantábrico o la autopista "Y".

Ayer, la situación cambió de tono. Los cielos terminaron cubriéndose por la tarde, pero a lo largo del día se registraron temperaturas de los más agradable y también fueron numerosas las personas que se acercaron a las playas. El descenso de la temperatura será más apreciable hoy. Se esperan máximas de 20 grados en Oviedo y el centro e interior de la región. En la costa, un par de grados más. Las mínimas, entre 15 y 17 grados, lo que puede obligar a muchos a coger una chaqueta. Lloverá sobre todo por la mañana, según las previsiones de Meteorología.

Para el miércoles, la situación cambia. Lucirá el sol, aunque las temperaturas tardarán en recuperarse. Se esperan máximas de 26 grados en Oviedo y 24 en la costa. En el Suroccidente, quizá se acerquen a los 30 grados. Las mínimas seguirán un poco bajas para la estación, 14 grados en Oviedo. Y el jueves, nuevo cambio, con cielos nubosos y riesgo de alguna precipitación, sobre todo en la cordillera. Las máximas, de nuevo en descenso. El viernes habrá más lluvia, y es posible que el tiempo no se recupere en todo el fin de semana.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine