El PSOE rechaza la viceconsejería de la llingua y la deja en una dirección general

Fernando Padilla, director de las Escuelas Blancas, llevará Planificación Lingüística

12.08.2015 | 05:14

El Gobierno regional no tendrá, finalmente, una viceconsejería para promocionar y proteger el asturiano, tal como reclamaba su socio de investidura, IU. La coalición ha alcanzado un acuerdo con el Ejecutivo autonómico en el que acepta que se mantenga en el rango organizativo de una dirección general, pero dependiente directamente del consejero de Educación, no de la viceconsejería de Cultura. Según el acuerdo, se creará una dirección general de Planificación Lingüística y de Normalización, que dependerá directamente del consejero de Educación "y no del Viceconsejero como hasta ahora". Esta nueva dirección general "contará con más competencias que tienen que ver con la Administración, con el asturiano en la educación y con el asturiano en los medios de comunicación", según señaló ayer el portavoz de IU en la Junta General del Principado, Gaspar Llamazares.

"En definitiva, una potenciación del asturiano, donde para nosotros es más importante el huevo que el fuero. Es decir, es más importante el contenido de la Dirección General y de su dependencia directa del Consejero -antes dependía de la Viceconsejería de Cultura- que la denominación final de esa función, que nosotros deseábamos viceconsejería pero que al final el acuerdo es de dirección general".

Al frente de esta competencia, se pondrá a Fernando Padilla, hasta ahora director de las Escuelas Blancas, de Oviedo, y una persona "con sensibilidad hacia el asturiano", según destacan desde IU.

Por otro lado, el consejero de Sanidad, Francisco del Busto, trabaja en el diseño del organigrama de su departamento en estrecha colaboración con Angelina Álvarez, exconsejera de Trabajo y de Administraciones Públicas, y en la anterior legislatura secretaria general del Servicio de Salud del Principado (Sespa). Esta cercanía induce a algunos observadores del ámbito sanitario a pensar que Álvarez podría continuar en su actual cargo o incluso asumir mayores responsabilidades, incluso la gerencia del Sespa.

Otros nombres que se barajan para altos cargos son los citados ayer por este periódico: el cardiólogo Eduardo Segovia y el anatomopatólogo José Ramón Riera (ambos trabajan actualmente en el hospital gijonés de Cabueñes), y gestores como José Fernández Díaz (número dos del área sanitaria IV y del Hospital Universitario Central de Asturias, HUCA) y Alfonso Flórez. El Gobierno sigue trabajando en el diseño de su estructura.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine