Poca nieve y muchas ganas de esquiar

Un total de 4.128 aficionados inauguran la temporada en Valgrande-Pajares y Fuentes de Invierno

18.01.2016 | 09:19

El buen tiempo del fin de semana permitió que las estaciones de esquí de Asturias inaugurasen la nueva temporada con éxito de público, con un total de 4.128 esquiadores en Valgrande-Pajares y Fuentes de Invierno. La oferta conjunta ofrecida por ambas estaciones invernales ascendió finalmente a 27 pistas y 16 kilómetros esquiables.

El pistoletazo de salida para la nueva temporada de esquí se hizo esperar. Pero quizás por eso la inauguración tuvo una más que favorable aceptación. "Ha sido un fin de semana positivo. El ansiado arranque y la meteorología permitieron que fueran muchos los que pudieran disfrutar de la nieve", explicó el director de Valgrande-Pajares, Felipe García.

Y eso que las primeras horas del sábado hicieron temer en algún momento que no se pudiera sacar a la jornada todo el rendimiento que se deseaba."Se arrancó con dificultad, pero a media mañana despejó y se pudo disfrutar de un tiempo fantástico", afirmó García. El director de la estación invernal con mayor oferta de la Cordillera Cantábrica aseguró que tanto el sábado como el domingo los aparcamientos estuvieron "llenos hasta la bandera" y el número de esquiadores cubrió las expectativas. Más complicaciones se tuvieron en la estación de Fuentes de Invierno, donde la falta de nieve provocó que el sábado sólo se pudiera abrir al público la pista de debutantes, lo que redujo el número de visitas. "Pero las bajas temperaturas ayudaron con la nieve y decidimos realizar trabajos en la zona de Entresierras pensando en el domingo", explicó su director, Jorge Fernández.

La nieve caída en la madrugada del domingo y las labores realizadas el día antes permitieron que ayer se pudieran abrir, además de la pista de debutantes, Entresierras y Enlace, pasando de 800 metros esquiables a 2 kilómetros. "Hoy -por ayer- pudimos realizar más cursos que los de iniciación y eso animó mucho más la jornada. Pero necesitamos que nieve mucho más para mantener y ampliar la oferta", añadió el director de Fuentes de Invierno.

Pese a la necesidad de que nieve copiosamente, los partes meteorológicos mantienen en vilo a los responsables de las estaciones invernales. La Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) en Asturias ya advirtió el pasado viernes de una enorme incertidumbre, con mucha inestabilidad y la cota de nieve en ascenso. De hecho, para hoy se preveía un ascenso de la cota de nieve hasta los 1.100 metros de altitud y posibilidad de precipitaciones.

La estación de Fuentes de Invierno tiene previsto abrir hoy cinco pistas, con dos kilómetros esquiables de nieve en polvo con un espesor de entre 5 y 20 centímetros. La previsión meteorológica apunta a cielo cubierto y viento flojo. Valgrande-Pajares, por su parte, abrirá hoy 18 pistas que permitirán una superficie esquiable de 12,73 kilómetros.

A la vista de los resultados del fin de semana los directores de ambos centros se mostraron ayer esperanzados en que durante los próximos días "aguante el frío para tener una buena oferta el próximo fin de semana".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine