"La nueva norma limita la exportación en Asturias", claman los queseros

Los productores tendrán que asumir el coste de las auditorías: hasta 8.000 euros Agricultura afirma que "está en juego la marca España"

20.04.2016 | 04:19
Por la izquierda, Ibo Álvarez, Jesús Casas y Valentín Almansa.

Por si quedaba alguna duda, los queseros asturianos lo han vuelto a decir: "La nueva norma limita nuestra capacidad exportadora". La presentación ayer del real decreto que regula la venta de productos agroalimentarios fuera de Europa no estuvo exenta de polémica. El director general de Sanidad de la Producción Agraria del Ministerio de Agricultura, Valentín Almansa, empezó dando explicaciones de la normativa en clave de conferencia -no faltó un power point- y acabó convirtiéndose en el moderador de un debate. La principal queja: el coste de las auditorías, que ascenderán a entre 1.000 y 8.000 euros.

"En vez de poner facilidades, lo que están haciendo es poner trabas. Voy a tener que dejar de exportar a Malasia, porque el nivel de beneficios es menor de lo que me supone un control", aseguró una de las queseras presentes en la reunión. Almansa aguantó el tipo como pudo y defendió a capa y espada la normativa: "Está en juego la marca España. No pretendemos hacer la vida imposible a nadie, pero queremos una exportación sostenible".

El representante del Ministerio de Agricultura -acompañado por los directores generales de Ganadería, Ibo Álvarez, y de Desarrollo Rural y Agroalimentación del Principado, Jesús Casas- explicó en Oviedo que el objetivo de la nueva regulación es garantizar que España "es un país serio". "Si queremos jugar en la Champions no podemos hacerlo con alpargatas. Pues lo mismo sucede en el sector agroalimentario: si nuestro reto es consolidarnos como potencia exportadora, tenemos que cumplir con todos los requisitos que nos piden y además tener capacidad para demostrarlo. ¿Y cómo se consigue eso? Con papeles", insistió Almansa.

Pero precisamente ahí está el problema, a ojos de los productores. Y es que cada país pone unas reglas del juego diferentes. Puede darse el caso de que cuando uno haga un queso que necesita maduración no sepa a dónde exportarlo. "¿Qué tengo que recoger la documentación que me piden en todos los países?", planteó uno de los presentes. Y la respuesta de Almansa fue: "Sí". "Yo entiendo que existen dificultades. Pero, ¿qué quieren que haga el Ministerio? Si algo falla, no es el operador el que se come el marrón. Es España", agregó.

No obstante, uno de los aspectos que más preocupan a los asturianos es el gasto de las auditorías. El Gobierno central se comprometió a reducir el plazo medio de los controles -ahora situado en día y medio- para así abaratar los costes. Valentín Almansa también propuso negociar con las auditorías un precio justo para todo el sector.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine