11 de junio de 2016
11.06.2016

El día de Joe Marmota antes del 26-J

El último careo del curso político entre el presidente del Principado y la oposición, ya en plena campaña, estuvo marcado por la cita electoral

11.06.2016 | 06:10

Estaba cantado. El último careo del curso político entre el presidente del Principado, Javier Fernández, y la oposición tenía que estar marcado por la cita electoral del 26-J y más, si cabe, si coincidía con el primer día de la campaña electoral.

Tampoco es que el tono fuera muy diferente al habitual en los turnos de preguntas al Presidente, que suelen dar pábulo a las intervenciones mas mitineras en el variado catálogo de eventos parlamentarios. Empezó Javier Fernández animando a la portavoz popular, Mercedes Fernández, a madrugar, una alusión que encontró rápida respuesta en "la jefa" de la oposición: "todos los que vivimos de nuestro trabajo tenemos la costumbre de madrugar", contestó. Con Gaspar Llamazares, fuego amigo. Pese a que la contienda electoral estaba a la vuelta de la esquina, el ambiente del hemiciclo hasta pareció distendido, por momentos. "Empieza usted fuerte la campaña a ritmo del merengue de su himno", espoleó Javier Fernández a la presidenta regional de los populares.

La cordialidad se tomó un asueto, como ya es habitual, en el cara a cara entre Javier Fernández y Cristina Coto, que le preguntó si pensaba seguir al frente del Principado pese a los indicadores macroeconómicos y le reprochó que "lleva cuatro años faltando al respeto (...) especialmente a las portavoces, con su autoproclamada superioridad intelectual". La portavoz forista recordó la querencia de algún grupo que suele relacionar la política asturiana con la película "El día de la marmota". Era un recurso. "Pero usted no es como el protagonista que se desesperaba porque sabía que el día iba a ser exactamente igual. Su perfil está caracterizado en un viejo cómic, de su quinta, y de cuyo protagonista se ha convertido usted en emulo. ¿Sabe quien era? Joe Marmota, el vago de Minnesota".

"Por lo visto yo la insulto, muy bien", respondió Javier Fernández. "No sé por qué, estaba pensando ahora en esas máquinas expendedoras de bebida y tabaco, que siempre dicen lo mismo pero nunca insultan y hasta dan las gracias; así que la conversación suele ser mejor que la que tengo con usted".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine