04 de julio de 2016
04.07.2016
Lne.es »

El día de playa acabó en atasco

Asturianos y veraneantes se lanzaron a los arenales, con llenazos en San Lorenzo, Salinas, Rodiles y Bañugues, saturando los aparcamientos

04.07.2016 | 03:44
El día de playa acabó en atasco

Primer domingo de julio y, por fin, cielo despejado. Se daban las circunstancias para el lleno en playas y carreteras. Hubo quien se bronceó a conciencia y se dejó la paciencia en la vuelta a casa. Esta es la crónica de la jornada.

Arenales a tope en el Occidente. Desde Antromero, en Gozón, a San Juan de la Arena, en Soto del Barco, ayer no cogió un alfiler en las playas de la comarca avilesina. El sol motivó una migración masiva a las playas, alguna de las cuales colapsó por momentos en las horas punta.

El aparcamiento de la playa castrillonense de San Juan de Nieva, el mayor del concejo, estuvo lleno como hacía tiempo que no se recordaba; acceder en determinados momentos a la playa gozoniega de Bañugues implicaba no menos de media hora de caravana... y así en todo el litoral.

Fueron numerosas las familias que, a la vista del caos, optaron por cambiar de planes y renunciar a la playa. Los responsables de los servicios de socorrismo comunicaron que no hubo incidentes reseñables.

Buscando espacio para la toalla en Gijón. El cóctel veraniego de playa y sol también se dejó notar en los arenales gijoneses. Sobre todo, en San Lorenzo, donde la pleamar, que alcanzó su punto álgido a las 16.33 horas, hizo que la cotización por un espacio para la toalla cotizase al alza. Durante buena parte del día hubo bandera roja.

Numerosos usuarios decidieron llevar los bártulos a las otras dos playas urbanas, las de Poniente y el Arbeyal, que también registraron un gran número de bañistas. La buena temperatura -con una máxima de 22 grados- invitó al baño pero con precaución porque el oleaje no permitió ayer grandes alegrías náuticas.

Volver no fue fácil. Llenar más de dos mil plazas de aparcamiento no es sencillo, pero ayer se consiguió por primera vez en el año en los parkings que rodean a la playa de Rodiles, en Villaviciosa. Espacios habilitados, praos cercanos y cunetas de las carreteras. A las once de la mañana no había dónde dejar aparcado el coche.

La operación regreso se complicó en muchos puntos. Tráfico mencionaba en su web el tramo entre Querúas y Cadavedo y los alrededores de Tabaza, afectados por una colisión en la que se vieron involucrados cuatro vehículos. El atasco kilométrico a la altura de Trasona era ya considerable a las ocho y media de la tarde. Entre Las Vegas y Serín, lo mismo. Quienes buscaron alternativa en la vieja AS-17 se encontraron con retenciones en el Alto de La Miranda hasta la travesía de Posada de Llanera.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine