24 de agosto de 2016
24.08.2016

Los hoteles asturianos vivieron el julio con más turistas desde que hay registros

Las tarifas, la rentabilidad de los alojamientos y las visitas extranjeras baten los récords del primer mes del verano

24.08.2016 | 03:47
Varios turistas esperan para registrarse en la recepción de un hotel de Gijón.

Los números dan consistencia a lo que se percibe a simple vista. No hay registros de un mes de julio mejor en los hoteles asturianos. El primer recuento veraniego del Instituto Nacional de Estadística (INE) adjudica al mes pasado 235.684 turistas, más que nunca en un julio desde que existe constancia estadística, y rebasa el medio millón de noches de hotel vendidas por primera vez en un arranque de verano al menos desde 1999.

El turismo asturiano pulveriza sus propias plusmarcas de clientes, establecidas en su mayor parte el verano pasado, y también sube el mejor registro de viajeros extranjeros hasta el máximo de un julio -38.821- además de confirmar el traslado de esa mejoría a las cuentas de resultados de los establecimientos. Tanto los precios como los ingresos han sido asimismo los más altos en un mes de julio desde que empezaron a contar los registros estadísticos. De julio a julio, los hoteles del Principado experimentaron el mayor incremento de tarifas de las regiones de la España Verde -un 6,7 por ciento- y vendieron habitaciones a una media diaria de 65,3 euros. Todavía son más caros los alojamientos del País Vasco y Cantabria y, dentro de la competencia directa en la franja cantábrica, alojarse en un hotel de Asturias sólo es más barato que optar por uno en Galicia.

Precios e índices de rentabilidad han superado al unísono un año de crecimientos mensuales prácticamente ininterrumpidos para contribuir a restañar también la última herida que dejó la crisis, aquella contracción de tarifas indispensable para no perder clientes y la consiguiente merma del rédito que éstos dejaban en los alojamientos.

Comparando este julio con el último, además del crecimiento de los visitantes -en un 3,6 por ciento- y de las noches que pasaron en los hoteles de la región -en un 3,9- Asturias elevó el nivel del empleo en el sector en otro 3,6 por ciento hasta llegar, según el INE, hasta los 3.540 trabajadores que también constituyen la plusmarca de un julio, aunque en este caso solamente desde la gran hinchazón de los años previos a la crisis.

El recuento de los siete primeros meses del año certifica la impresión de progreso que da el sector turístico en el Principado incluso cuando este 2016 se compara con 2015, que pasó a la pequeña historia del turismo asturiano como el primer ejercicio que rebasó los dos millones de visitas. Contando sólo los clientes alojados en hoteles la cifra ya rondaba el millón al acabar julio -casi 904.000-, lo que supone un alza del 2,4 por ciento respecto a los cerca de 883.000 del mismo periodo del año pasado. Si se contabilizan por separado las entradas de visitantes extranjeros, cuyo número crece remolcado por la mejora de las conexiones aéreas internacionales, Asturias recibió 10.000 más en lo que va de año que entre enero y julio del pasado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine