24 de septiembre de 2016
24.09.2016

Culpan a una mujer con dolor crónico de que su hijo naciese morfinómano

24.09.2016 | 04:37

La sala de lo contencioso administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Asturias (TSJA) acaba de desestimar el recurso presentado por la castrillonense Isabel Heres Girón, una mujer con dolor crónico debido a una lesión en la columna sufrida mientras estaba trabajando. La mujer reclamaba una indemnización por daños morales debido a que su hijo nació, en octubre de 2012, adicto a la morfina, sustancia que ella tomaba para el dolor por prescripción facultativa. El Tribunal considera que la mujer era perfectamente consciente de los riesgos en que incurría al quedarse embarazada, y que pudo reducir o eliminar la dosis de morfina que estaba tomando mientras durase la gestación.

La sentencia, sin embargo, no hace referencia alguna al hecho de que el embarazo no se le detectase hasta los cuatro meses, "fuera de plazo para abortar", como remarca esta mujer, a la que su lesión ha terminado reduciendo a una silla de ruedas. La mujer, cuyos intereses defiende el letrado Miguel Iglesias García, reclamaba a la Consejería de Sanidad del Principado y al Servicio Madrileño de Salud -el accidente laboral fue en Madrid- la cantidad de 80.000 euros. En el juicio, estos servicios estuvieron dispuestos a pagar una indemnización mínima de 36.000 euros, pero este gesto no sirvió de mucho, al rechazar la sala las pretensiones de la castrillonense. La sentencia abre la puerta a un recurso de casación para unificación de doctrina, pero esto obliga a la mujer a encontrar un caso idéntico al suyo que haya sido fallado a favor de la demandante, "algo imposible", según indica esta mujer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine