24 de septiembre de 2016
24.09.2016
Lne.es »
Un accidente de graves consecuencias en Ribera de Arriba

La familia del langreano del atropello de Vegalencia: "Estamos consternados"

"No hay palabras para expresar nuestro pesar, dolor y frustración por lo sucedido; esperamos el restablecimiento de Gregorio", aseguran

24.09.2016 | 04:37

Los familiares de F. H. T., el langreano que atropelló el pasado domingo a Gregorio del Campo Menéndez, de 63 años, en la localidad de Vegalencia, en Ribera de Arriba, han hecho pública una nota en la que expresan su dolor y deseo de que el herido, con gravísimas lesiones que obligaron a su ingreso en la UVI del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA), se recupere cuanto antes. "F. H. T. y su familia queremos transmitir a la familia del herido nuestra consternación por los sucesos del pasado domingo", indican en la nota.

"No tenemos palabras para manifestarles nuestro pesar, dolor y frustración por el accidente. Aunque estamos del lado de nuestro familiar, apoyándole en estos momentos tan terribles, no nos olvidamos ni de Gregorio del Campo ni de su familia y amigos, comprendiendo el dolor que están viviendo, y esperanzo su restablecimiento", añaden.

Además, la familia pide respeto a su intimidad, que no desea ver "alterada por el interés mediático suscitado por el trágico accidente", indica la familia a través de una nota difundida por el letrado Antonio Cifuentes, del despacho Botas Abogados, que además ha sido comunicada a los allegados de Gregorio del Campo.

El herido continúa su lenta recuperación, después de que se le diagnosticase una lesión medular y la fractura de cinco costillas. El hombre también sufrió tres fracturas en una pierna.

El accidente se produjo a las once y cuarto de la mañana. Gregorio del Campo volvía a su casa en Vegalencia después de comprar el periódico cuando fue brutalmente arrollado por el Seat León conducido por F. H. T., de 36 años. El conductor, quizá presa del nerviosismo del momento, decidió ausentarse del lugar del accidente. Tomó la carretera que une Ribera de Arriba y Oviedo por Caces (AS-322), aunque dejó el vehículo aparcado en el arcén entre Puerto y Palomar. A continuación se dirigió hacia la orilla del río Nalón, donde fue localizado por una patrulla de Seguridad Ciudadana de la Guardia Civil de Trubia, casi dos horas después del atropello. La Guardia Civil montó un fuerte dispositivo para dar con el conductor huido. Incluso se recabó el despliegue de un helicóptero del Grupo de Rescate e Intervención en Montaña (GREIM).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine