05 de enero de 2017
05.01.2017

Los ciegos ya pueden jugar con el móvil

La ONCE lanza la primera aplicación accesible, con la que los invidentes ejercitan la mente y agudizan el oído

05.01.2017 | 08:46
Los ciegos ya pueden jugar con el móvil

El ruido de coches y de maquinaria de obra se mezclan con otros sonidos, como el pitido de un semáforo o el timbre de una bicicleta. Beatriz Ávila, completamente ciega, aprende a diferenciarlos a través del teléfono móvil. "Es la vida misma", dice. El programa de entrenamiento cerebral de la ONCE le permite a ella y al resto de usuarios acceder por primera vez a juegos online con los que ejercitar la mente, agudizar el oído y trabajar la atención. "Para nosotros supone un avance en autonomía y en inclusión social. Ahora podemos jugar con el móvil como el resto de personas", comenta Silvia Borrego, instructora de nuevas tecnologías en la ONCE Asturias.

La nueva aplicación, la primera en España completamente accesible, consta de cinco juegos: "Ositos", "Esta palabra me suena", "Semáforo", "Ciudad bullicio" y "De Pesca". Todos ellos diferentes, divertidos y adaptados a todas las edades. "Llevo mes y medio jugando y ya estoy viciada", asegura Beatriz Ávila, que ayer durante la presentación del programa en Oviedo no separó los dedos de la pantalla de su smartphone ni para salir en la foto. Ávila aprecia una mejora: "Hay juegos, como el de discernir sonidos, que son muy importantes. Muchas veces dependes de tu capacidad sonora para cruzar la calle y la aplicación te ayuda a potenciarla". A juicio de Daniel Navarro, con discapacidad visual y auditiva, la aplicación del semáforo es la más difícil, pero a la vez la más útil. "Te dice un tiempo y tienes que contarlo mentalmente para cruzar. Si lo haces antes o después, estás muerto".

La previsión de la ONCE, que contó con Vodafone para el diseño de esta herramienta, es llegar a las mil descargas en toda España. Los juegos, que se ampliarán a nueve en los próximos meses, están disponibles para Android y iOS. Su uso es muy sencillo: sólo hay que seguir las instrucciones que va dando una voz. "Para los que vemos algo, la aplicación utiliza una tipografía y unos contrastes de luz especiales para que podamos ver mejor la pantalla", comenta Daniel Navarro.

Las nuevas tecnologías han supuesto para el colectivo un "gran avance". "Antes teníamos que llevar detectores de luz, de colores, reconocedores de caracteres, de objetos... Y ahora todo eso lo tengo en la mano. Además podemos hablar con los amigos y la familia por Facebook o Whatsapp", explica Silvia Borrego, junto a su inseparable perro "Friday". No obstante, Borrego cree que la principal barrera es la "concienciación": "Si las empresas pensasen en todos cuando diseñan un producto no tendríamos que estar aquí presentando una aplicación para ciegos".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine