Mucho cambio, poca compra

La primera jornada de rebajas en las Cuencas llenó las tiendas, que cerraron el día con más devoluciones de regalos de Reyes que ventas

08.01.2017 | 04:54
Javier Tobías, detrás del mostrador, atendiendo a los clientes ayer a mediodía en su tienda del centro de Mieres.

Los Reyes Magos no siempre aciertan con los gustos o la talla de sus regalos. Es por eso que las tiendas de las Cuencas vivieron ayer su primera jornada de rebajas con más cambios que compras. Las calles estaban tranquilas al mediodía, pero dentro de los establecimientos se formaron colas: "Es el principio del final de una campaña navideña buena, aunque sin tirar cohetes", resumieron los portavoces del sector del comercio en los valles mineros.

Si hubo un vendedor ajetreado en Mieres ayer, ese fue Javier Tobías. "Estamos que no paramos desde que abrimos", señaló a primera hora de la tarde, detrás del mostrador. En su tienda del centro de la villa, dedicada a la venta de ropa y complementos de primeras marcas, no había sitio para más clientes. El sesenta por ciento de los que pasaban por el establecimiento, matizó el comerciante, lo hacían para cambiar sus regalos de Reyes: "Es lo habitual en el pequeño comercio, pasa lo mismo cada 7 de enero", explicó.

La temporada navideña fue buena. Según explicó, "hemos vendido más que en años anteriores, sobretodo en torno a la fiesta de Reyes". La presidenta de la Unión de Comerciantes del Caudal, Dolores Olavarrieta, aseguró que es una valoración generalizada entre los profesionales de la zona: "Las ventas han aumentado cerca del 20 por ciento, pero no estamos para tirar cohetes. Las campañas como las de los años noventa, se acabaron", explicó. La representante del sector valoró muy positivamente el alumbrado navideño, que este año se encendió en Mieres a principios de diciembre. La mayor parte de las tiendas inician ahora las rebajas con decuentos del 20 por ciento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine