17 de febrero de 2017
17.02.2017

La Asociación de Celiacos se queda sin sede al cerrar el viejo HUCA

17.02.2017 | 18:36

El colectivo pide a la Administración un nuevo local que sea "exclusivo y acogedor y cumpla con los requisitos mínimos de accesibilidad"

La Asociación de Celiacos del Principado de Asturias se queda sin sede. El colectivo tendrá que abandonar el próximo viernes su local debido al cierre del último edificio del antiguo Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA). La asociación pide a la Administración que le conceda un nuevo espacio, aunque insisten que "lo ideal" sería estar en el nuevo HUCA. "Principalmente por la cercanía con los servicios de detección y tratamiento de la enfermedad, y también por la accesibilidad para los enfermos" señala el presidente, Carlos Celorio.

Si esta opción no fuese posible, añade Celorio, "resultaría interesante que el Ayuntamiento de Oviedo nos cediese un local donde poder seguir ejerciendo nuestra actividad". El presidente de la asociación explica que el Ayuntamiento sí que les había ofrecido un espacio, pero es compartido. "Debido a la información sensible que manejamos en relación a la salud de las personas que atendemos, no es lo más adecuado", comentan en una nota de prensa. 

Las características que requiere el colectivo para el nuevo emplazamiento son:  "exclusividad" para atender a los pacientes y garantizar la seguridad de los datos, que cumpla con "los requisitos mínimos de accesiblidad" y que sea "acogedor". "Es importante que sea un sitio agradable para que las personas afectadas cuenten con un espacio acogedor, un lugar en donde los mismos miembros de la asociación se sientan a gusto, ya que toda nuestra labor es cien por cien altruista", concluye Celorio. 

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine