12 de agosto de 2017
12.08.2017

Llamazares se compromete con IU pese al nuevo enfrentamiento con Garzón

El coordinador confederal asegura que el portavoz en la Junta "va a su bola" y el asturiano lo niega y replica que "hay que ser más autocríticos"

12.08.2017 | 04:41
Ramón Argüelles y Gaspar Llamazares.

Izquierda Unida (IU) de Asturias y su portavoz en la Junta General, Gaspar Llamazares, llegaron ayer a una entente cordial en una reunión que se prolongó durante hora y media. Ambas partes indicaron que "se aclararon los malentendidos" y que Llamazares expresó su compromiso con la coalición "sin fecha de caducidad", con el proyecto del partido y "con la estrategia basada en la colaboración con Podemos para hacer girar al Gobierno de Javier Fernández hacia la izquierda".

Fueron varias las aclaraciones que hizo Llamazares. La primera, insistir en que registró "Actúa" como partido político "instrumental", y no para confrontar electoralmente con IU.

La segunda, que efectivamente estuvo tomando un café con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, y que hablaron de "Actúa". Pero que fue en el mes de junio y no le trasladó que fueran a inscribir a dicha plataforma como partido político. En declaraciones a este periódico explicó que "tomamos un café y hablamos de la voluntad y necesidad de unión de la izquierda. Igual que hablé con otros dirigentes en el congreso de CC OO", en el que se retiró Ignacio Fernández, Toxo. Llamazares también se comprometió con la dirección de IU de Asturias a no hacer declaraciones que pudieran confundir entre su papel como portavoz de IU en la Junta y la representación como miembro de Izquierda Abierta (integrada en IU) y de "Actúa".

"Se superaron los malentendidos en un clima de diálogo, acuerdo y coordinación", aseguró Llamazares tras la reunión. Fuentes de la dirección de IU de Asturias se mostraron satisfechas con el resultado del encuentro e hicieron un llamamiento a la "calma y la tranquilidad" de afiliados y simpatizantes. "Hay que rebajar la tensión. Todo el mundo se ha expresado y ahora punto y final".

La situación es, sin embargo, mucho más complicada con la dirección federal de IU, que encabeza Alberto Garzón y con quien Llamazares está abiertamente enfrentado, afirmó ayer en un artículo de opinión en un diario digital que el portavoz parlamentario de IU en Asturias "va a su bola", que está "construyendo la excusa para irse", y que "resulta cuando menos curioso que quien nos acusa de liquidar a IU monte otro partido, al margen de IU, que puede llegar a competir contra IU".

Llamazares respondió a preguntas de LA NUEVA ESPAÑA que "es desafortunado que Garzón entre en el cuerpo a cuerpo. Hay que ser más políticos, autocríticos y no hacer juicio de intenciones", a la vez que negó que "vaya a mi bola". "Una izquierda debe ser compatible con matices y diferencias, a nivel interno y público. Eso enriquece", aseveró.

También replicó al secretario general de Podemos, Daniel Ripa, quien afirmó que no se fían de Llamazares. "Yo tampoco me fío de ellos, pero no intento cabildear y enredar en el seno de Podemos, como intentar hacer Ripa en IU. Tengo talante de colaboración, pero otra cosa es que intenten someter o dominar. Eso no".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine