Luz para el escaparate de la mar

La ampliación del Museo Marítimo de Asturias afronta su recta final, pendiente de los últimos remates

25.05.2008 | 00:00

Braulio FERNÁNDEZ

Luanco,

Las obras de adecuación de la segunda planta del Museo Marítimo de Asturias (Muma), en Luanco, afrontan su recta final. Los trabajos se encuentran prácticamente finalizados, a falta de que se ultimen unos remates finales que consistirán en la instalación de un generador que regulará la distribución eléctrica.


Las obras de adecuación y reparación integral del museo gozoniego, fundado hace más de medio siglo (en 1948), han consistido en la instalación de nuevos equipamientos eléctricos en las plantas primera y segunda, así como de la iluminación en esta última. Las obras se completan, además, con la eliminación de los problemas de humedades en los baños, y la habilitación de un almacén en el espacio dedicado al área de Biología.


Según informó José Ramón López, director del museo luanquín, ya se está diseñando la nueva organización de las instalaciones, contando con el espacio que generará esa segunda planta, que inicialmente irá destinada a la puesta en marcha de exposiciones temporales.


«A medida que vamos dando contenido al museo, éste se nos va quedando pequeño debido a la gran aceptación que despierta entre el público», declaró José Ramón López, que considera que la nueva planta de las instalaciones no tardará en contar con material de exposición.


La primera de las exposiciones temporales que ocuparán el nuevo espacio será la que tendrá lugar como conmemoración de los 60 años del museo, que se cumplen este verano. El motivo de dicha exposición será dado a conocer a finales de la semana próxima, según adelantó el director del centro.


El Ayuntamiento de Gozón fue el encargado de adjudicar el pasado mes de octubre las obras de reparación integral del Museo Marítimo de Asturias de Luanco a la empresa Electricidad y Electrónica Martín por un importe que ascendió a 140.041 euros. Los trabajos tenían un plazo de ejecución inicial de cuatro meses.


Las obras han consistido en la reforma del sistema eléctrico de las instalaciones, colocación de corta vientos en la entrada del edificio y reparación de las humedades existentes en el inmueble, entre otras actuaciones.


El Museo Marítimo de Asturias cobija un sinfín de utensilios y artes de pesca de los marineros del Cantábrico, embarcaciones a escala, muestras de flora y fauna de la costa asturiana, cartas náuticas y un largo etcétera que lo convierten en un auténtico escaparate de la historia marítima asturiana, en particular, y Cantábrica, en general.

Enlaces recomendados: Premios Cine