Aguas revueltas en el Gayo

Dueños de barcos de recreo denuncian "oscurantismo" en la directiva del Club Marítimo sobre asuntos internos del colectivo

29.08.2015 | 04:47
El nuevo aparcamiento del Gayo, en una imagen de archivo.

El Club Marítimo de Luanco no pasa por sus mejores momentos. Un sector crítico de la entidad cuestionó ayer el papel de la directiva, a la que acusó de realizar "prácticas oscurantistas" que impiden a los socios conocer el estado real de las cuentas de la sociedad, entre otros asuntos. Según denuncia este colectivo, que ha preferido quedar en el anonimato, el club cuenta con cuatrocientos socios y tan solo 185 son propietarios de embarcaciones deportivas amarradas en el puerto del Gayo. "No tiene sentido que personas que no tienen barco decidan sobre algo que nos afecta a los que sí lo tenemos", critican.

"No sabemos ni la lista de socios ni el estado de las cuentas, cuestión que se nos debería facilitar antes de celebrar las asambleas, es más eso incumple los estatutos del club", indicó una de las voces críticas con la junta directiva, que cuestionó que horas antes de la reunión celebrada ayer en La Escribana la dirección enviara varios "whatsapps" a "algunos socios".

Este colectivo aprovechó la ocasión para aplaudir las gestiones del gobierno local por haber mantenido un espacio para que los propietarios de embarcaciones deportivas puedan estacionar sus coches en un lugar reservado en la explanada del muelle del Gayo. Los críticos con la directiva del Club Marítimo afirmaron además que esa circunstancia "no ocurre en ninguno de los puertos asturianos". Hace varias semanas, otros miembros del club cuestionaron la apertura de un estacionamiento público y gratuito anexo al de los dueños de barcos de recreo y que es utilizado, principalmente, por los usuarios de la playa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine