El PP plantea reformar la ordenanza de las terrazas en colaboración con los hosteleros

Alfonso Araújo insta a los empresarios avilesinos a elevar una propuesta para defenderla en el Pleno y modificar la polémica normativa

03.09.2015 | 01:42

El concejal del PP de Avilés Alfonso Araujo propuso ayer una reforma de la ordenanza que regula los horarios de las terrazas en las calles de la ciudad consensuada con los hosteleros después de comprobar el malestar del sector por las sanciones y el celo policial. "Todos queremos potenciar a Avilés como ciudad turística y no parece que ofrezca una gran imagen ver a turistas levantándose de las sillas a toda prisa porque hay que retirar las terrazas, eso nos parece un poco surrealista", subrayó el concejal.

El PP planteó que sea el propio sector a través de sus representantes el que elaborare una propuesta de ordenanza y la eleve al Ayuntamiento para su debate en el seno de la Corporación Municipal. La ordenanza de terrazas fija como horario tope de apertura la una de la madrugada los días de semana y las 02:30 horas en las noches de los viernes y sábados de verano. Araujo participó anteayer en una reunión que se celebró en la iglesia vieja de Sabugo organizada por "Savia Nueva" con dos protagonistas principales, el sector hostelero y el intendente de la Policía Local, Rafael Rodríguez.

"En esta reunión no había más concejales que yo, y esta es mi primera preocupación pues se trataba de poner luz a un asunto importante para la ciudad. En el encuentro pude ver el descontento de los empresarios por la norma y la aplicación de la misma", explicó el concejal popular. Agregó: "Entendemos que lo mejor era que la asociación de la hostelería elevara una propuesta para defenderla en el Pleno y modificar la ordenanza; es decir, que se hiciera una reforma de la norma consensuada con el sector".

Alfonso Araújo se puso del lado de los propietarios de terrazas "que se exponen a sanciones de más de 600 euros y, en algunos casos, cuando hay reincidencia, de más de 1.000". La polémica por el horario de cierre de las terrazas surgió a raíz de varias intervenciones de agentes de la policía que se presentaron en los locales para obligar al cierre de las terrazas supuestamente cuanto todavía había clientes consumiendo.

Los hosteleros avilesinos aseguraron el lunes ser víctimas de una "cacería policial", pero la Policía Local negó la mayor. "Tenemos muy claro a quién hay que perseguir y no es precisamente a los trabajadores, a los hosteleros", recalcó el intendente.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine