Más de cuatrocientos vecinos exigen mejoras en el barrio de Garajes

La polución y la falta de seguridad junto a las vías ferroviarias, entre las denuncias

03.10.2015 | 05:14
Serafín González con los documentos que presentó en el registro.

El barrio de Garajes no aguanta más. "Vamos a seguir luchando por qué se solucionen nuestros problemas y si la situación continúa tomaremos todas las medidas que están en nuestra mano hasta que nos hagan caso", sostiene Serafín González, uno de los vecinos del barrio ubicado en Llaranes, que presentó por registro en el Ayuntamiento de Avilés 439 firmas para pedir la mejora y acondicionamiento de la zona. Muchas de las peticiones presentadas ya son añejas y, según afirma, nunca han sido escuchadas. "Llevo tiempo pidiendo una cita con el concejal de Barrios, pero no me ha contestado", afirma.

Uno de los problemas que más preocupa a los vecinos está en la seguridad en los alrededores de las vías del tren. "Llevamos pidiendo desde 2007 que pongan una valla que separe el barrio de las vías. Antes había una, pero se fue pudriendo. Está todo abandonado, con maleza y basura, es un nido de ratas", señala el vecino de Garajes, que añade que el problema es que FEVE y el Ayuntamiento no llegan a un acuerdo sobre quién debe solucionarlo. No es el único problema en este sentido. La zona del apeadero está sin luz: "Después de pelear la pusieron, pero han robado el cable y no lo han vuelto a ponerla", explica González.

Además, los vecinos han solicitado que se cierre por completo a los coches la zona del apeadero, que, según explica González, en su día se convirtió en una zona de acampada ilegal. "Han puesto pivotes, pero hay conductores que los evitan pasando por el prado y ahora se dedican a hacer rally. Hay un parque infantil y es muy peligroso", añade. Así mismo, solicitaron una nueva señal que impida aparcar a vehículos de grandes dimensiones en el barrio, similar a la que se colocó recientemente en el barrio de El Cruce.

La contaminación y el ruido son otros dos problemas que en opinión de los vecinos han de paliarse por parte de los responsables. "Por un lado del barrio tenemos la carretera general y la autopista y, por el otro, las vías del tren y la fábrica. El ruido es insoportable", sentencia el vecino. La otra vertiente del problema, la polución, llega provocada por el carbón de baterías de coque: "La situación del barrio, en alto, hace que las nubes de contaminación vengan hacia él a menudo. Creemos que hay medidas como cañones de agua o un mural que reducirían mucho el problema".

Entre sus peticiones, también solicitaron la ayuda del Ayuntamiento para solucionar un problema de convivencia con dos familias del barrio: a una le achacan haber introducido droga en el barrio y a la otra un comportamiento incívico con relación a la limpieza. "Tanto por seguridad, sobre todo, como para que comprobar que se cumplan las medidas ambientales, necesitamos una patrulla de la Policía. En ocasiones cuando solicitamos su ayuda, nos dicen que no hay nadie disponible", denuncia el vecino de Garajes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine