Eire, el primer nombre a medida

Los avilesinos Jair Ares y Mauricio Álvarez dejan en manos de dos publicistas de Madrid el nombre de su hija

08.01.2016 | 04:11
Eire, el primer nombre a medida

"¡Esta guaja va a nacer sin nombre!". Jair Ares García, avilesina de 25 años, escuchó tantas veces esta exclamación que a los siete meses de embarazo decidió recurrir a dos publicistas madrileños para que le ayudaran en la complicada búsqueda de un nombre para su retoño. ¿El resultado? Eire, el primer nombre de bebé puesto por una empresa en España. "Estamos encantados, el nombre nos gustó desde que nos lo propusieron, nos enamoró", relata Ares, que contó con el respaldo incondicional de su pareja, el también avilesino Mauricio Álvarez Soto, de 34 años.

Eire Álvarez Ares nació el pasado 26 de diciembre cuando faltaban diez minutos para las nueve de la noche. Pesó cerca de tres kilos y medio y midió 49 centímetros. "Es una niña muy buena", asegura su madre, que vivió con nerviosismo la elección del nombre para la pequeña. "La barriga crecía y crecía, pasaban los meses y seguíamos sin nombre porque mi pareja y yo no nos poníamos de acuerdo", explica. Y continúa: "A través de las redes sociales dimos con una empresa que nos ofreció gratuitamente su conocimiento para poner el nombre a nuestra hija". Así surgió Eire.

La familia avilesina únicamente tuvo que enviar una ecografía de la pequeña y unos datos para que los hermanos publicistas Sergio y Raúl Ituero dieran con el nombre perfecto. El resultado no fue fruto del azar. "Cuando nos llegó el encargo quisimos que Eire llevase un poco de su papá y de su mamá, que son las letras 'R' y 'e' que se repiten en sus apellidos. En cuanto a la dicción, su nombre es una aliteración, una figura retórica que consiste en la repetición de uno o varios sonidos dentro de una misma frase, es una técnica para que el nombre suene fluido y melódico", manifiesta el director creativo de la firma Damenáme, Sergio Ituero.

Los empresarios que bautizaron a la pequeña avilesina también se fijaron en las raíces celtas que comparte Asturias con otras regiones del Arco Atlántico. Y cosas del destino, Eire significa Irlanda en gaélico. A Jair Ares y Mauricio Álvarez les bajaron las pulsaciones cuando, por fin, los publicistas dieron con el nombre que buscaban para su hija. "Queríamos un nombre que no fuera común, que no tuviera diminutivo y creo que lo conseguimos. A nuestras familias y amigos les encantó", reconoce Ares, que valora el trabajo a cambio de promoción que realizó la empresa madrileña.

"El nombre te acompaña toda y tu vida y ahora que tanto se habla de la Marca Personal, el nombre es el primer paso para construirla", defienden los publicistas. Sergio y Raúl Ituero montaron la empresa en el año 2010 con el objetivo de "crear nombres para productos y empresas a los que apetezca acercarse cuando los oyes, nombres que sean una herramienta de marketing en sí mismos". Los hermanos idearon el nombre hasta el momento marcas de ropa, platos de comida y, por primera vez en España, el de Eire, un bebé avilesino de apenas quince días de vida.

"Recibimos muchas peticiones desde que lanzamos la promoción pero que sepamos solo esta familia avilesina registró a su hijo con el nombre propuesto por la empresa", manifiestan los publicistas. Para Jair Ares y Mauricio Álvarez su trabajo fue un alivio.

"Estamos muy satisfechos. Para nosotros su tarea fue de gran ayuda porque veíamos que llegaba el momento del parto y no teníamos nombre para nuestra hija", confiesa la joven madre, que probablemente heredó de su familia eso de elegir los nombres de los bebes con esmero. La madre de Jair copió el nombre de su hija a una presentadora de televisión "muy guapa". "Es árabe y significa bendición", precisa la flamante mamá, que se deshace en elogios hacia su retoño. "Es buena, guapa...", subraya. Y también única. Eire Álvarez Ares es, por el momento, la primera española con un nombre hecho a medida.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine