Un encuentro por la paz

El desgarro por la matanza terrorista de Bruselas impregnó de tristeza la procesión que revive el camino de Jesús al Calvario

24.03.2016 | 04:45
Un encuentro por la paz

La Semana Santa de Avilés no es ajena a la conmoción ciudadana por los atentados terroristas perpetrados el martes en el aeropuerto de Zaventem y en la estación de metro de Maelbeek (Bruselas) y, a su manera, los cofrades reivindicaron la paz durante la procesión del Santo Encuentro, la primera de las citas multitudinarias del programa avilesino de Pasión. Juan Pablo Vilaboa, hermano mayor de los "sanjuaninos", destacó que la católica "es una religión de paz" y en ese sentido suscribió el deseo de que manifestaciones públicas como la de ayer, con tres hermandades escenificando el camino de Jesucristo al Calvario, "inviten a la reflexión y sirvan para unir, algo que debería estar en la esencia de toda credo religioso". De opinión parecida fueron los directivos de la cofradía de La Soledad que asistieron a la procesión como espectadores, a la espera de su día de penitencia; la presidenta electa, Belén Fernández, dijo ver en el ambiente de la Semana Santa un marco propicio para "reflexionar", entre otras cuestiones, "sobre la necesidad de paz en el mundo".

Las procesiones nunca se dedican, pero la que ayer por la tarde recorrió las arterias del casco antiguo de Avilés tuvo una emotividad especial así fuera solo por el recuerdo de los 32 inocentes que murieron en Bélgica víctimas de varios aparatos explosivos. El sacerdote encargado de dar el Sermón del Encuentro por segundo año tras la "jubilación" en ese menester de Ángel Garralda, Alejandro Soler Castellblanch, párroco de Las Vegas y vicecanciller del Arzobispado de Oviedo, no aludió a la tragedia belga en su alocución pública a los fieles -que se ciñó al discurso cristiano doliente que tocaba en la jornada de ayer- pero, en privado, convino que estos días de Semana Santa son propicios para reflexionar y, entre otras buenas intenciones, "rogar por la paz".

En este sentido, el pregonero de la solemne procesión avilesina del Santo Encuentro hizo suya una frase del difunto Papa Pablo VI: "El valor de la paz no es solo la ausencia de conflictos sino la existencia de una justicia social". Y habría podido añadir otra del también Papa Benedicto XVI: "La paz es un anhelo imborrable en el corazón de cada persona, por encima de las identidades culturales específicas". Paz, ese es el anhelo.

Por lo que respecta al desarrollo de la procesión del Santo Encuentro, lo más destacable fue la numerosa afluencia de público, el más claro indicativo de que el acto concita la atención tanto de avilesinos como de foráneos, pues más de un turista fue visto intrigado y preguntando a los lugareños el porqué de ciertos comportamientos "extraños", como la peculiar forma de bailar el santo que tienen los cofrades de San Juan o la razón por la que la Virgen de los Dolores atraviesa dos veces la plaza del Ayuntamiento, primero en una dirección y luego en la contraria. Finalizada la procesión del Encuentro, los más devotos apenas tuvieron tiempo a tomar un tentempié antes de asistir al Vía Crucis anunciado para medianoche y con salida de la capilla de Rivero.

La previsión meteorológica -que hablaba de ausencia de lluvia- se cumplió a rajatabla, cuestión que agradecieron los cofrades. Para la jornada de hoy, con dos procesiones anunciadas, se esperan nubes y claros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine