CASTRILLÓN

Las obras contra las grietas de la iglesia de Piedras Blancas arrancarán en días

El estudio del Arzobispado sobre el estado del templo concluye que los desperfectos "no son peligrosos"

27.04.2016 | 11:50
La iglesia de Piedras Blancas, acordonada.

La parroquia de Piedras Blancas acometerá en breve la reparación de las grietas de la fachada del templo. La entidad ya tiene aprobado el proyecto y la licencia municipal para poder comenzar los trabajos en unas semanas, según señaló ayer el sacerdote Juan Manuel Álvarez. Hace unos meses, la archidiócesis de Oviedo encargó un estudio técnico para conocer el alcance de las grietas tras recibir un requerimiento del Ayuntamiento de Castrillón. "El informe concluye que las grietas no ofrecen ningún peligro. Ya estaban cuando llegué a esta iglesia hace casi 15 años", señaló Suárez.

El pasado viernes, la Policía Local acordonó una zona de la acera próxima a la fachada del templo en la calle Pablo Iglesias esquina a la plaza de Europa. La medida había sido solicitada por el grupo municipal de Castrillón Sí Puede. Los concejales de la agrupación de electores próxima a Podemos solicitaron medidas de seguridad para los peatones "por la posible caída de la cornisa y grietas en la fachada".

El párroco insiste en que los estudios técnicos realizados recientemente indican que el estado de la fachada no representa ningún peligro. "La reparación de las grietas se va a hacer, estamos dentro del plazo de ejecución que nos concedió el Ayuntamiento para realizar los trabajos", afirmó.

La iglesia de Piedras Blancas se construyó en los primeros años sesenta del siglo XX. La localidad pertenece a la parroquia de Laspra, pero con el crecimiento de la población en la capital castrillonense a mediados del siglo pasado, la iglesia de San Martín se quedó pequeña y se optó por la construcción de un nuevo templo en la actual plaza de Europa.

Piedras Blancas tuvo un aumento progresivo de su población en la segunda mitad del siglo XX debido principalmente al desarrollo industrial de la comarca de Avilés, que provocó la llegada de población procedente de otras zonas de Asturias y de España. Las obras comenzaron con los años sesenta del pasado siglo y el templo está bajo la advocación de Santa María Madre de la Iglesia.

Las últimas mejoras de la iglesia de Piedras Blancas comenzaron hace unos meses. El pasado diciembre se sustituyeron por otras nuevas, las 12 vidrieras de las fachadas norte y sur del templo, que ya habían superado los 50 años y no estaban en buenas condiciones. El párroco, Juan Manuel Suárez, señaló que la renovación de las vidrieras ha mejorado la iluminación natural en el interior de la iglesia en la que también se realizaron otras mejoras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine