Una infracción urbanística se saldará con el derribo de una casa en Bayas

La vivienda fue construida en 2006 en contra de la normativa de Costas

26.05.2016 | 03:34

El Seprona (Servicio de Protección de la Naturaleza de la Guardia Civil), tramita anualmente cientos de denuncias por infracciones urbanísticas. Se trata en su mayoría de actuaciones en zonas rústicas o protegidas que no cumplen la legislación. Después de concluirse todos los trámites y las audiencias a los propietarios de la vivienda, una de las denuncias concluirá con el derribo de una casa construida en Bayas en 2006.

La vivienda denunciada por el Seprona incumple, según fuentes conocedoras del caso, normativas de Costas. La proliferación de infracciones urbanísticas ha llevado a la Fiscalía en toda España ha establecer unos criterios que pasan por pedir no sólo que se condene a cárcel y multas a los autores de los delitos, sino que se demuelan las construcciones ilegales y se restaure la zona afectada. Pero la última palabra la tienen los jueces, que son los que determinan si se aplica el apartado del Código Penal que contempla la demolición de las construcciones ilegales.

El caso de la casa de Bayas se suma al del chalé de Salinas, aunque el problema es diferente ya que en este caso se trata de la ampliación de una vivienda que contó con las licencias municipales. Un vecino denunció las obras y los jueces anularon los permisos de ampliación. Los responsables municipales han presentado al juez los proyectos para la ejecución de la sentencia que conllevará el derribo de las zonas de la vivienda que se ampliaron en los últimos años.

Los dueños de la casa, en el caso de que se derriben las zonas ampliadas y afectadas por los fallos judiciales, podrían reclamar al Ayuntamiento entre uno y dos millones de euros por responsabilidad patrimonial y por los daños morales y físicos que sufren debido a la insólita situación.

Informes a Aldergarten

La empresa Aldergarten, propietaria de una finca en El Espartal donde proyecta construir unas 200 viviendas, deberá presentar un nuevo informe de evaluación ambiental tras entregar en el Ayuntamiento un nuevo estudio de detalle que le permita urbanizar la parcela que limita con la playa de Salinas, el Monumento natural de El Espartal y la carretera de San Juan. El informe de evaluación ambiental que le ha solicitado el Ayuntamiento ha sido propuesto por el técnico de Medio Ambiente de la Mancomunidad Comarca Avilés. La parcela de El Espartal fue declarada suelo urbanizable por una sentencia del Tribunal Supremo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine