26 de julio de 2016
26.07.2016
Lne.es »

Los primeros peregrinos alaban la calidad del albergue de San Martín de Laspra

"Es una gran idea, porque antes no había ningún alojamiento desde Avilés hasta Soto de Luiña", señalan los usuarios del nuevo centro

26.07.2016 | 03:51
José Antonio González, ayer, con su madre, Angelita González, y su amigo José Hernández, delante de la casa rectoral de Laspra.

Castrillón, uno de los concejos por los que pasa el Camino de Santiago, inauguró ayer su primer albergue de peregrinos en la casa rectoral de la iglesia parroquial de San Martín de Laspra. La checa Verónica Morkovska, residente en Praga, fue la primera inquilina del albergue, pero desde primera hora de la mañana, varios caminantes se acercaron a conocer la posada que regenta José Antonio González. Entre ellos, el holandés Sierk Ter Horst. "Es una buena idea porque está bien equipado y desde Avilés hasta Soto de Luiña no había ningún albergue", dijo. El peregrino holandés destacó las maravillas del paisaje del Norte de España. "Mis paisanos prefieren el sur, pero a mí me gusta el clima y el paisaje del norte", explicó.

José Antonio González escogió la festividad de Santiago Apóstol para abrir el albergue. "Decidimos abrir hoy (por ayer lunes), pero de forma simbólica; a mediados de semana ya vamos a tener varios peregrinos", explicó mientras instalaba el cartel a la puerta del albergue. "Estos días ya estoy un poco más relajado, pero desde febrero que comenzamos con esta iniciativa he pasado unas semanas de mucho trabajo sobre todo por la cantidad de papeleo que hay que hacer", prosiguió.

El Arzobispado de Oviedo ha arrendado la casa rectoral de la iglesia de San Martín de Laspra a José Antonio González por un plazo inicial de cinco años. "Las dos partes confiamos en que esta posada sea un referente para los peregrinos que realizan el Camino de Santiago y que podamos seguir muchos años", dijo.

El albergue tiene capacidad para acoger a 46 peregrinos. Cuenta con 23 literas repartidas en habitaciones para alojar a dos, cuatro, seis u ocho personas para facilitar la estancia de personas solas o grupos y familias. La posada tiene otros servicios que agradecerá el usuario cuando llegue a San Martín de Laspra a pernoctar: cocina completamente equipada , zona para lavar con lavadoras y secadoras y zonas exteriores. Hay baños independientes para hombres y mujeres y un salón con televisión y con servicio de wifi. "La idea de abrir un albergue para peregrinos en Castrillón la tuve tras hacer el Camino", remató González.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine