Sin coches al salir de clase

La circulación queda prohibida en la calle del colegio de Primaria de Salinas en las horas de entrada y salida de los alumnos

13.01.2017 | 03:48
La señal de tráfico que avisa del cierre de la calle.

Los alumnos de Primaria de los colegios públicos de Piedras Blancas, Salinas y Raíces Nuevo participan desde hace tres años en la iniciativa "Movilidad infantil" con el objetivo de establecer rutas seguras para que los niños puedan ir solos al colegio. El Ayuntamiento de Castrillón ha incluido un nuevo plan para mejorar la seguridad de los escolares de Primaria del colegio público de Salinas. La iniciativa fue presentada ayer por la concejala de Interior de Castrillón, Mar González, que contó con el apoyo de agentes de la Policía Local de Castrillón y miembros de la Jefatura Provincial de Tráfico. Entre las medidas está prohibir el tráfico junto al centro de Salinas a ciertas horas.

Desde el pasado lunes, una señal de dirección prohibida a la entrada de la calle Bernardo Álvarez Galán, junto al colegio, informa a los conductores que no se puede circular por la calle los días lectivos entre de 8.50 a 9.20 y de 13.30 a 14.20 horas, coincidiendo con el tramo horario de entrada y salida de los alumnos, lo que implica que tampoco se puede aparcar. Sólo tiene permitido el acceso el transporte escolar y otros vehículos autorizados, como los de los profesores.

La asociación de madres y padres de alumnos (AMPA) lleva años solicitando que la Policía Local vigile los alrededores del colegio en las entradas y salidas de los alumnos del centro para ordenar el tráfico, sobre todo de las familias que acuden con los niños en coche. "Es necesario que se controle el tráfico en las entradas y salidas de los niños, pero la solución que se ha tomado no la veo bien para nos escolares que van andando porque las familias que llevan a los niños en coche, que son muchísimas, ahora aparcan en la calle Marola, en doble, fila o tapando los pasos de peatones lo que supone un peligro para los alumnos que acuden solo y andando", se quejó Tori García, familiar de alumnos del centro. "Antes iban solos y estos días los llevo porque temo un accidente. La policía tiene que vigilar", añadió.

En los últimos años, para promover la iniciativa "Movilidad infantil" y que los niños vayan más seguros andando solos al colegio, los responsables municipales pintaron parte del camino con pisadas de colores. "Arreglamos algunas aceras, cambiamos los contenedores de sitio para facilitar que los niños vayan tranquilos", dijo el edil de Obras, José Luis Garrido.

El colegio público de Salinas, ubicado en la calle Bernardo Álvarez Galán, acoge a unos 250 alumnos de entre 6 y 12 años. Asimismo, en el centro está ubicado el comedor escolar al que acuden también los niños de Educación Infantil.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine