05 de abril de 2018
05.04.2018

El comercio se sube al carro de la Semana Santa

Eloísa Díaz, de la tienda de moda Nubes de Colores, gana el Concurso de escaparatismo con dos procesiones recreadas en miniatura

05.04.2018 | 02:53
El escaparate ganador, con motivos relacionados con la Cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Esperanza.

El comercio avilesino se suma con gusto a la promoción de la Semana Santa local y este año han aumentado a nueve los establecimientos inscritos en el Concurso de escaparates cofrades que organiza la Ucayc en colaboración con la junta de cofradías y hermandades. Los organizadores interpretan este crecimiento registrado en la segunda edición del concurso como una señal positiva y confían en que el año que viene la concurrencia aún sea mayor. El comercio ganador del primer premio, dotado con 300 euros, ha sido la tienda de moda Nubes de Colores de la calle Palacio Valdés; el segundo premio (200 euros) se lo cobra el estudio fotográfico de Julián de Miguel en la calle Doctor Marañón; y el tercero (100 euros) recompensa el esfuerzo decorativo de "Botania", en el Carbayedo. La fecha de entrega de los premios se dará a conocer próximamente.

La propietaria de la tienda ganadora, Eloísa Díaz, se inspiró en la cofradía de la que es miembro, la de Nuestro Padre Jesús de la Esperanza, para vestir sus escaparates de Semana Santa. Esta comerciante recreó a gran escala y a pequeña escala (en este caso con ayuda de los versátiles muñecos de Playmobil) las procesiones de La Borriquilla y Jesús Cautivo. "Aparte de que pertenezco a la cofradía, ya desde niña tengo una especial predilección por el paso de La Borriquilla y por eso elegí esos temas", explicó la comerciante ganadora, que se estrenó este año en el concurso de escaparates cofrades.

Otra tendera que desplegó todo su ingenio para recrear una procesión en miniatura, en su caso la de la Virgen de la Soledad, fue Yolanda Vázquez, quien atavió con infinita paciencia y con todo lujo de detalles a varias docenas de animalitos (ardillas, conejos, gatitos...) de la familia Sylvanian para hacer las veces de cofrades, tamborileros, sacerdotes, monaguillos, "manolas" y espectadores. La única excepción fue la imagen de la Virgen, para la que usó una muñeca de escala 1:12 a fin de no herir susceptibilidades.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído
Enlaces recomendados: Premios Cine