Blog 
100 días de soledad
RSS - Blog de José Díaz

El autor

Blog 100 días de soledad - José Díaz

José Díaz

José Díaz encontró en el Parque de Redes las puertas de un paraíso íntimo. Fue hace diez años cuando localizó una cabaña que le abrió las veredas de uno de los parajes donde seres humanos, fauna y vegetación mantienen suscrita la vieja alianza del equilibrio y del respeto

Sobre este blog de Asturias

Intentaré recluirme en mi cabaña durante un largo periodo de 100 días, siendo autosuficiente y desonectándome absolutamente del mundo real y sus avances. No tendré electricidad, ni móvil, ni televisión, ni ordenador, ni reloj... Solo yo con la naturaleza


Archivo

  • 21
    Septiembre
    2015

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Oviedo asturias

    Recuerdos, añoranza

    Lunes 21 de septiembre. Día once

    Empezó esta semana con un día triste para mí. El lunes muy temprano salí en busca de la berrea. Tras un durísimo acercamiento, me coloqué en un enclave único por su belleza, su magnífica vista y su escondida ubicación. Desde ese mismo lugar ya disfruté otros años de buenos avistamientos, pero no me garantizaba nada.

    Ya al principio detecté dos buenos machos bien colocados, aunque con poca actividad. Todo hacía presumir que haría muy buenas filmaciones pero como por arte de magia la niebla cerró absolutamente el valle con el que estaba. Una corta espera, con la esperanza de alguna mejoría, pero nada. Bajar hasta el camino más cercano me costó un gran esfuerzo, pero lo logré justo antes de anochecer.

    En el camino de vuelta, pasé por el lugar donde había dejado ayer las grabaciones de toda la semana para ver si las había recogido mi hijo. Efectivamente allí no estaban, pero encontré una bolsa de tela con algunas cosas dentro.

    Como quien recibe un regalo y no lo quiere abrir hasta estar en casa, así hice yo. Hasta no encontrarme ya en la cabaña, incluso con todas las tareas diarias terminadas, no me puse a ver su contenido. Y me emocioné. Pasé una mala noche. Recuerdos, añoranza.

    Recuerdos, añoranza

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook