Blog 
A buen bocado
RSS - Blog de Olalla Salazar

El autor

Blog A buen bocado - Olalla Salazar

Olalla Salazar

Me encanta la gastronomía y los buenos lugares para disfrutarla. Intento plasmar mis experiencias en Abuenbocado.com y en facebook.com/abuenbocado . En Twitter @OlallaSalazar y @Abuenbocado

Sobre este blog de Gastronomia

Un blog sobre gastronomía, restaurantes, chigres, bares o cualquier local donde se pueda hincar el diente. Porque comer es un placer y, a veces, no es fácil dar con el sitio adecuado.


Archivo

  • 26
    Diciembre
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    2012 nos ha dejado el comienzo de una lucha, la de la mejor fabada del mundo

    Este año 2012 se ha abierto la veda del premio a la mejor fabada del mundo. Este título se decide desde 2011 en las Jornadas Gastronómicas de les Fabes de Villaviciosa y, por lo tanto, solo contaba con una edición previa. En 2011 el restaurante Casa Chema fue el ganador indiscutible del premio, título que han sabido aprovechar y explotar haciendo aún mas conocida su casa de comidas y su fabada. Hoy hablaremos de éste primer ganador y dejaremos El Moreno del El Puntal, ganador de la edición de 2012,  para otro día.

    Sin entrar en jurados y participantes, y desde el punto de vista marketiniano, el premio parece, sin duda,  una buena oportunidad para promocionar la buena fabada y a los restaurantes que se esmeran y cuentan con la mejor materia. Y es que, como coinciden todos los expertos, la clave de toda buena fabada es la materia prima, buena carne y buenas fabes (o fabas como decimos para la zona de Cudillero). 

     
    La fabada de Chema lleva fabes de la IGP de Villavaler (Pravia) y el embutido de los “gochos” criados en Belmonte de Miranda y elaborados por un carnicero artesano. Si es la mejor fabada o no  es otro cantar. Habiendo crecido desenvainando fabas y haciendo la matanza con los abuelos, es difícil probar mejor fabada que la de tu abuela, pero la de Chema, sin duda, se le acerca.
     
    Si tomamos la fabada como plato único o con entrantes ligeros, los postres de Casa Chema son un must. Paradójicamente, el arroz con leche no es de lo mejor de la casa, pero el brazo de gitano con chocolate o la barreña (requesón batido con crema) de frutos rojos merecen la pena.

     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook