Blog 
CometCon
RSS - Blog de Comet Con

El autor

Blog CometCon - Comet Con

Comet Con

Este espacio será compartido por varios de los/las integrantes del CometCon y de la Asociación El Eje. Una vez a la semana Héctor Lasheras, Pablo Martino, Daniel Santigosa, Patricia Guerra, Sergio Guerreiro, Saúl Parra, Xandru González y Fernando García se pasarán por este blog.

Sobre este blog de Asturias

Un espacio de actualidad, cultura, cine, comic, videojuegos, cosplay, música y mucho más. Desde el equipo CometCon compartiremos semanalmente con vosotros noticias, reflexiones y entrevistas relacionadas con el mundo del ocio alternativo. También os daremos a conocer las últimas novedades.


Archivo

  • 27
    Mayo
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Oviedo asturias CometCon videojuegos gamejam desarrolladores

    RECETA PARA SOBREVIVIR A UNA GAME JAM

    Las Game Jams son eventos en los que a varios grupos se les da un tiempo límite (generalmente 48 horas) y una temática para hacer un videojuego. Debido a su creciente popularidad en Asturias nos ha parecido interesante elaborar una receta con la que poder sobrevivir a estos acontecimientos. 
     
    RECETA PARA SOBREVIVIR A UNA GAME JAM
    Ingredientes:
    • Imaginación (se recomienda una por cabeza) 
    • Ordenadores (también es adecuado uno por participante) 
    • Game Designers (al gusto, funcionan mejor si no son muchos) 
    • Programadores (al gusto, es recomendable que sean más que Game Designers)
    • Artistas (al gusto, se recomienda que sean más que programadores) 
    • Una casa/local/oficina en la que seguir trabajando por la noche (en ocasiones los ofrecen las propias Game Jams). 
    • Mucho, mucho, mucho café.
    • Fuerza de voluntad (también es recomendable que sea abundante)
    • Ganas. Éste es el ingrediente más importante.
    Cabe destacar que en muchas ocasiones existen miembros del grupo polivalentes que pueden, por ejemplo, dedicarse al arte y la programación.
     
    Elaboración:
    1. Decidir una idea para el juego. Para esto es muy útil hacer un brainstorming entre todos los miembros del equipo. Sin embargo es muy fácil dejarse llevar y hay que ser conscientes del poco tiempo disponible para no acabar con un proyecto excesivamente grande.
    2. Escoger un estilo artístico, una ambientación y unas mecánicas adecuadas para el juego. Esto consiste básicamente en la búsqueda de coherencia. Si cada apartado va por su lado el producto final puede resultar poco convincente. En este paso se encontraría también el decidir unos personajes, retos a superar, etc... 
    3. Elaborar un documento de diseño. Este paso se obvia en muchas ocasiones y acaba resultando muy nocivo para el juego. Es fundamental crear una lista en la que se detallen las tareas a hacer y los plazos que tenemos para hacerlas. Este paso siempre resulta complicado y el documento se altera ya que surgen ideas a medida que avanza el desarrollo, pero ayuda a enfocar el trabajo de manera adecuada. 
    4. Comenzar a trabajar. Sí, es obvio, pero también es fundamental para llevar el proyecto a buen puerto.
    5. Hacer evaluaciones periódicas del estado en el que se encuentra el desarrollo y compararlo con el documento. Darnos cuenta de que vamos retrasados. Agobiarnos.
    6. Realizar alguna pausa para comer, de manera que podamos despejar la mente, paliar un poco el agobio y recuperar rendimiento.
    7. Terminar las primeras 12 horas y comenzar con el desarrollo nocturno.
    8. Notar que comienza a entrar el sueño, preparar café.
    9. Beber el café.
    10. No notar los efectos del café pero seguir trabajando igual porque sabes que si no, no acabarás.
    11. Acostarte cuando faltan cuatro horas para el comienzo de la Game Jam porque "algo habrá que dormir".
    12. Despertarte y pensar que dormir ha sido mala idea.
    13. Volver a trabajar por la mañana y descubrir que esa noche se ha avanzado menos de lo que pensabas. 
    14. Agobiarte de nuevo y comenzar un nuevo reparto de tareas para que nadie pueda estar un tiempo sin hacer nada.
    15. Parar para comer y pensar en el precioso tiempo de desarrollo que estás desperdiciando.
    16. Comenzar a hacer apaños e improvisaciones chapuceras para poder acabar el juego a tiempo.
    17. Cenar mientras piensas en todo lo que tienes que hacer.
    18. Echar una siesta nocturna porque tu cuerpo no puede más.
    19. Despertarte y descubrir que has dormido durante más tiempo del que tenías planeado.
    20. Hacer café.
    21. Beber café.
    22. Trabajar como un loco hasta la hora en la que vuelve a abrir el recinto.
    23. Hacer una presentación del juego en cinco minutos usando imágenes del proceso que has sacado de improviso, como archivos residuales o antiguos.
    24. Terminar el juego tres minutos antes de la hora de entrega.
    25. Presentar el juego ante el jurado.
    26. Sentirte nervioso hasta el punto de la enfermedad durante la deliberación.
    27. Recibir el veredicto y sentir una inmensa satisfacción.
    28. Dormir.
     
    Este proceso está basado en la experiencia personal y presenta muchas variaciones, pero suele ser bastante similar, al menos las primeras veces. ¡Esperamos que os sea de gran ayuda!
     
     
    Saúl Parra

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook