Blog 
Dirección única
RSS - Blog de Jaime Luis Martín Martín

Sobre este blog de Cultura

Crítica de arte


Archivo

  • 15
    Julio
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Tres artistas tras el concepto

    Simbiosis

    María Castellanos, Isabel Cuadrado y Gema Ramos

    Del 22 de Junio al 31 de Julio

    CMAE

     

    Reunir en una exposición a María Castellanos, Isabel Cuadrado y Gema Ramos es una apuesta sin riesgo porque nos encontramos con unas creadoras potentes en su dicción, con una obra que desafía los lugares comunes y apuesta por la experimentación, por las zonas de riego. Y que duda cabe que es un acierto situar en un mismo espacio a las tres artistas buscando puntos de contacto que permitan establecer relaciones e iluminar los diferentes modos creativos y su potencia estética. Sin embargo, en el planteamiento nos encontramos con tres exposiciones individuales: «Después del jardín» de Gema Ramos, «Irregular» de Isabel Cuadrado y «Cuerpo en tránsito» de María Castellanos. Y el roce que mantienen se diluye en una territorialidad muy marcada, a falta de una apoyatura conceptual, de una estrategia que permita construir una interacción, una complejidad de imágenes que otorguen sentido a la muestra, más allá, de los distintos elementos, sin duda de interés, de cada artista.

    Pero a pesar de esta carencias cada creadora responde a lo esperado y la geometría conceptual y poética de Isabel Cuadrado es una auténtica delicia, su núcleo creativo, a partir de la línea y el punto, se puede entender como un modo de activar exquisiteces espaciales que reclaman la atención del espectador sobre el lugar y al tiempo que abraza lo efímero se mantiene en los márgenes de mercado. Pero, también, los juegos con el doble, la referencia a los espejos, a las falsas simetrías, a sus recorridos irregulares que aportan una fuerza y potencia singular.

    María Castellanos despliega diversas técnicas -serigrafía, vídeo, dibujo, tránsfer, gofrado -para establecer una narrativa que tiene la piel y lo textil como el centro de especulaciones creativas. Dos conceptos relacionados con el mundo femenino y que le han servido a la artista para inscribir un discurso abierto y comprometido que en Avilés se desplegó en la Casa Municipal de Cultura y en la sala Vorágine. Una de las piezas producida para esta exposición «Detrás» remite a su obra «Help» (2011), formalmente en ambas se trata de modificar la percepción del espectador mediante un juego de cámaras y espejos.

    Los trabajos de Gema Ramos están relacionados con los nuevos usos de la imagen. En su caso desaparece una concepción de la fotografía y aparecen nuevas relaciones. La mayoría de las obras provienen de sus serie «Después del Jardín» parte de la instalación para la exposición «Presencia Activa. Acción, objeto y público» (2012) en Laboral Centro de Arte y Creación Industrial. El proceso que realiza es complejo, parte de un objeto, un ramo de flores al que fotografía para posteriormente troquelar las distintas fotografías y realizar la composición final. Como consecuencia de estos disturbios fotográficos aparece la consistencia de la malla que como señala Juan Carlos Gea «carga el espacio de la densidad simbólica habitual en la autora, y lo llena con su laborioso entrecruzamiento de narratividad, poesía y reflexión conceptual». La obra de estas tres artistas resulta de una fuerza indiscutible pero, además, surgiendo de diferentes conceptos revela un interés por inventar algo, por renovar la representación, porque suceda un intento real de pensamiento.

     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook