Blog 
El Birrete Blanco
RSS - Blog de JJJ   Suárez

El autor

Blog El Birrete Blanco - JJJ   Suárez

JJJ Suárez

JJJ Suárez

Sobre este blog de Sociedad

Si no hacemos nada, hasta los muertos, convertidos en fantasmas con birrete blanco, emergerán de las tumbas para exigir justicia.


Archivo

  • 15
    Junio
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    EL GOBIERNO PRIVATIZA AENA Y RENFE

     Así, a la chita callando, mientras los españoles están enfrascados en el dilema monarquía-república (ya advertí que este asunto no era lo prioritario) y en presenciar el calvario de una selección de fútbol que se ha hecho vieja, el Gobierno del PP acaba de anunciar que va a privatizar una buena parte de AENA y de RENFE. En principio el Estado mantendrá la mayoría del accionariado y el control sobre ambas sociedades, pero esto solo será en principio.

    No es la primera vez que Gobiernos del Partido Popular privatizan empresas en España, en concreto fue José María Aznar el que privatizó la mayoría de las empresas estatales, algunas con carácter estratégico, que acabaron en manos privadas en operaciones muchas veces escandalosas. Aznar privatizó 48 empresas públicas por debajo de su valor de mercado. Pero, fueron los socialistas los que empezaron la privatización de nuestras mejores empresas. En 1.983, al poco tiempo de llegar Felipe González al poder, se privatizó SEAT, en 1.986 GESA, en 1.988 ENDESA (ambas parcialmente), en 1.987 ACESA-Concesionaria de Autopistas, el 26% de REPSOL en 1.989, en 1.990 ENASA-PEGASO, y un largo etcétera. Los socialistas también fueron los que empezaron a privatizar TELEFONICA, operación pionera en Europa, pues, en general, eran los Estados de la UE los que mantenían el control sobre las empresas de telefonía. La coartada-patraña para este prurito que, sobre el papel, parecía estar en contra de la ideología del PSOE era que para unas empresas no había otra salida o que España estaba obligada por las instituciones europeas. Luego, Aznar remató la faena. Los Gobiernos del PP liquidaron definitivamente la participación que el Estado tenía en TELEFÓNICA, REPSOL, ENDESA, ARGENTARIA, RED ELÉCTRICA Y GAS NATURAL. Mas de 60 empresas fueron vendidas por un valor equivalente al 6,7% del PIB de entonces, gracias a lo que España pudo cumplir con los criterios de Maastricht y entrar en el euro. Una buena parte de los lodos en que ahora estamos enfangados vienen de aquellos polvos.

    Si bien algunas de las empresas privatizadas eran deficitarias o estaban en dificultades, la mayoría, sobre todo en el sector energético y de telecomunicaciones, reportaban y reportan grandes beneficios, que podrían ir destinados a reducir el déficit en vez de a engordar el bolsillo de los ricos, mientras se recorta en Sanidad, Educación y Servicios Sociales.

    Para mí, las privatizaciones que se han hecho en España son, junto a la verdad sobre el golpe de Estado de 1.981, los mayores escándalos que se han producido en nuestro país en los últimos 30 años. Para mayor escarnio a los ciudadanos, tanto los expresidentes Felipe González y José María Aznar, como muchos de sus ministros/as de sus Gobiernos figuran ahora en las nóminas, con salarios de infarto, de las mismas empresas que privatizaron.

    El Gobierno de Rajoy no ha sido capaz de controlar el déficit, a pesar de los recortes sociales, porque no se ha atrevido a reformar la Administración ni a meter mano a la economía sumergida y el fraude fiscal. Necesita dinero, y lo necesita rápido, para cumplir con los criterios que impone Bruselas y para parar el proceso secesionista catalán. Otra subida del IVA o mas recortes sociales serían el suicidio cuando hay elecciones decisivas a la vuelta de la esquina.

    ¿Porqué los socialistas no ponen el grito en el cielo ante las nuevas privatizaciones? ¿será porque ellos hicieron cosas parecidas’ ¿será porque José Blanco ya bajó el salario a los controladores aéreos a la mitad y los llevó al trabajo a punta de pistola para ir allanando el camino? ¿será, en fin, porque sus correligionarios galos están haciendo lo mismo en Francia?.

    Lo verdaderamente curioso es que todavía hay quién no entiende porqué muchos ciudadanos han acudido a las urnas con el cuchillo entre los dientes y han votado opciones alternativas.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook