Blog 
La Mar de Oviedo
RSS - Blog de Pepe Monteserín Corrales

El autor

Blog La Mar de Oviedo - Pepe Monteserín Corrales

Pepe Monteserín Corrales

Soy de Pravia, con eso queda dicho todo

Sobre este blog de Sociedad

Comentarios, con boina, sobre la actualidad


Archivo

  • 12
    Octubre
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea


    SOCIEDAD
    Oviedo

    Fausto

    Canta Siebel: “¡Decidle que es hermosa, que mi corazón languidece de amor!”. O Fausto sale con: “¡Qué desconocida turbación me invade!”, O Marguerite: “No he sabido qué decir y me he sonrojado”..., las frases son de este aire, con música de Gounod. Pero no acompañan el vestuario, el andamiaje, los PC viejos ni los smartphone, en manos de subalternos que se hacen selfies con los protas. ¡Qué empeño enfermizo de los escenógrafos por ambientar de hoy la ópera de ayer! En cambio, ningún artista adapta el texto, la filosofía o, no digamos, la música, lo cual implicaría escribir una obra nueva. Por eso, a tenor del desaliño estético, propongo que se adapte la traducción: que cuando Marguerite cante “Je ne savais que dire, et j'ai rougi d'abord”, o sea, “No he sabido qué decir y me he sonrojado”, luzca en el letrerito del bambalinón: “¡Qué corte!, ¡casi me corro!”.  

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook