Blog 
Mirando pasar la vida
RSS - Blog de Edu Arding

El autor

Blog Mirando pasar la vida - Edu Arding

Edu Arding

Un cronista ocasional y distraído que mira pasar la vida y a ratos perdidos, o encontrados, se sienta a contar sus impresiones.

Sobre este blog de Sociedad

Serán cuatro letras volanderas que no llegarán muy lejos...


Archivo

  • 07
    Noviembre
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Justicias intramuros

     Hay interpretaciones que se escinden del concepto primigenio, como la corteza se separa de una vara recién cortada. Después, lo que fue lo mismo, es otra cosa...

    Así, de la Música se separa la llamada "Música Militar"; y  de la Justicia, eso conocido como "Justicia Política".
    Vienen a ser apellidos que desvirtúan el nombre, adjetivos que destiñen el sustantivo, calificativos que más bien descalifican... Naturalmente unos, mucho más que otros.
    Dentro de los muros de la ciudadela de la gestión pública, entre los políticos, existen unos códigos (de casta, como se dice ahora) por los que ellos se entienden a las mil maravillas, pero que a los de afuera nos resultan extraños y, en muchos casos, inmorales.
    Por ejemplo, en lo que se refiere a la corrupción, entienden  que lo malo, en sí, no es el hecho del fraude, desvío, soborno o trampeo, sino su trascendencia al exterior del muro. Es decir, lo malo no es hacerlo, sino que se entere el ciudadano; lo perverso no es la acción, sino el escándalo que su conocimiento público pueda conllevar...
    Por eso ellos, los políticos, intramuros, no se acusan de nada unos a otros y gustan de cubrir con mantos de silencio y discreción el cuerpo del vecino... Eso sí, el que tenga la desgracia de ser cogido por el pueblo con las manos en la masa, percibe enseguida la retirada del calor y de la complicidad de esos entornos, antes tan amables. Y si la cosa implica mucho revuelo mediático, le retiran apoyos y militancia. Y hasta dejan ver, en el costado, el puñal de descabello.
     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook