Blog 
Perspectiva desde Gijón
RSS - Blog de Francisco Garcia Redondo

El autor

Blog Perspectiva desde Gijón - Francisco Garcia Redondo

Francisco Garcia Redondo

Profesor de Geografía e Historia

Sobre este blog de Gijón

Crítica constructiva sobre la candente actualidad. Archivos 2008, 2009 Y 2010: http://blogs.lne.es/pacoredondo/


Archivo

  • 31
    Julio
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Comerciantes y goleadores

     La difícil diferencia entre el uso y el abuso de la libertad


       El pequeño comercio asturiano encabeza la pérdida de empleo en España, mientras el decreto del gobierno central del PP de Rajoy obliga a Oviedo y a Gijón a liberalizar los horarios de las tiendas en al menos en una zona específica de cada ciudad, considerada de alta afluencia turística, “para multiplicar el impacto del comercio y del turismo en la generación de empleo”, pero los autónomos del sector temen lo contrario. La idea en teoría parece coherente, lo que ocurre es que los datos de la realidad de momento lo desmienten. Así en la Comunidad de Madrid, líder autonómico en libertad de horarios comerciales, la ocupación en el ramo ha descendido desde mayo de  2013 a mayo de 2014 un 1´5% frente a una disminución nacional del 0´1% (fuente, INE). El argumento que dan los autónomos es precisamente el opuesto, la liberalización total -en unos sitios sí y otros no- favorece a las grandes superficies capaces de adaptarse, y perjudica las ventas y por tanto el empleo en la mayoría del pequeño comercio, con muchas menos posibilidades de competir si no hay unas mínimas normas del juego para propiciar alguna igualdad de oportunidades. Podría así pues el remedio resultar peor que la enfermedad, y sería bueno reformar ese decreto escuchando a los comerciantes.

       Siempre es difícil diferenciar entre libertad y anarquía, y por tanto entre el uso y el abuso de la libertad. Es cierto que la historia económica demuestra que a mayor libertad, en el sentido de menos fronteras y restricciones, burocracia y trabas, suele corresponder mayor crecimiento de la riqueza y del empleo. Sin embargo las regulaciones tecnocráticas, aunque bien intencionadas, pueden pecar de idealistas o contraproducentes. Por ejemplo, ¿por qué una zona se considera de alta afluencia turística y la de al lado no? ¿Cuántas grandes superficies comerciales hay o puede haber en ellas?  En casi todos los programas electorales en casi todos los partidos suelen figurar los típicos párrafos con énfasis en favorecer a los pequeños empresarios, comerciantes y autónomos, cuando no proponen aumentar el gasto público y bajar los impuestos al mismo tiempo, pero también con frecuencia sin precisar en qué consisten las medidas, ni por supuesto su coste y rentabilidad. Es oportuno bajar el impuesto de sociedades del 30 al 25% para impulsar la recuperación –que nos va a llevar varios años-, pero estaría aún mejor vincularlo a la constatación de usar parte de los beneficios para la reinversión y creación de empleo. Al final muchos más cotizando algo menos, ingresan más que muchos menos cotizando algo más.

        Honor al fallecido Alfredo Di Stéfano de las 5 copas de Europa de clubes con el Real Madrid, quien sobre el terreno de juego hacía fácil lo difícil, golear. No podemos dejar de comentar el 1 – 7 de Alemania a Brasil en el mundial de fútbol, y su escandalosa forma de producirse, con los jugadores germanos pasándose el balón dentro del área, y rematando a puerta con los defensores amarillos a varios metros de distancia. Cierto que a Brasil le faltaban sus dos mejores jugadores, el defensa Thiago Silva y el delantero Neymar, pero ello no justifica su anarquía y desastre frente al potente equipo teutón. Ese mismo bloque del Bayern Munich con el que su entrenador Guardiola, tan alabado y adulado, ha sido incapaz de ser campeón de Europa de clubes y a su vez ha sido goleado este año por el Real Madrid. Recordemos que Guardiola, tan independentista y tan listo, dejó en el banquillo frente a los blancos a Muller, el goleador alemán. ¿Qué tiene esto que ver con los horarios comerciales? Acaso podemos concluir que el libertinaje defensivo brasileño ha puesto en bandeja la voracidad de la apisonadora alemana, para quien en la primera parte todo el campo era orégano e invitación al gol. Frente a la libertad en positivo del mítico Pelé para jugar de interior o delantero, por las bandas o el centro, otro ejemplo esta defensa brasileña desordenada con más agujeros que un colador, de cómo el libertinaje suele derivar en caos, en su sentido literal y nefasto. 

    (Adaptado del artículo semanal publicado en la Nueva España de Gijón en papel)

    - Página en facebook: Gijón

    - Cuenta en Tuenti: Francisco García Redondo

    - Página en Google+: Asturias que guapa yes!


     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook