Blog 
Perspectiva desde Gijón
RSS - Blog de Francisco Garcia Redondo

El autor

Blog Perspectiva desde Gijón - Francisco Garcia Redondo

Francisco Garcia Redondo

Profesor de Geografía e Historia

Sobre este blog de Gijón

Crítica constructiva sobre la candente actualidad. Archivos 2008, 2009 Y 2010: http://blogs.lne.es/pacoredondo/


Archivo

  • 20
    Abril
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Entre lerdos

     Los que se apuntan a cualquier mentira de moda

     

       Los nuevos pronósticos del FMI son demoledores para la economía española a corto plazo, prevén un 27% de paro durante el año 2014 y que en las actuales circunstancias nuestra nación no podrá bajar el déficit público anual del 6% del PIB hasta el 2017 (el compromiso con la UE  era situarlo en el 3% el próximo 2014). Que yerre con frecuencia y que otros países estén peor (Japón y Noruega con más déficit presupuestario o Italia y Bélgica con más deuda pública acumulada), no sirve de inteligente consuelo, ya sabemos lo que dice ese otro refrán: mal de muchos, epidemia. A pesar de ello la retórica anti-sistema no tiene sustento, por cuanto la economía mundial crecerá un 3´3% este 2013 y en torno a un 4% en 2014. En vez de jugar a “cuanto peor, mejor” sería más útil pensar como incentivar el crecimiento económico.

        La polémica del déficit público sitúa el crecimiento económico y del empleo de un país en un círculo vicioso, en la medida en que hay que dedicar anualmente una mayor cantidad de recursos a pagar los intereses, y por tanto menos a la inversión productiva generadora de riqueza. Ello echa por tierra el argumento demagógico –sobre todo en vísperas electorales- según el cual el partido y gobierno más avanzado es aquel que más gasto social compromete. Desde luego es muy fácil ser generoso con el dinero ajeno. Y luego los que vienen detrás y deben poner las cuentas en orden son los malos de la película. Aunque también a veces son "parecidamente" ineptos a los anteriores: ¿nos suena esto de algo? El problema es cuando llegan las facturas y hay que pagar las cuentas. Ahí no sirven las gracias con la ceja ni hablar de conjunciones planetarias progresistas.

       Otro tema de candente actualidad es el reparto proporcional del mayor déficit presupuestario anual en negociación con la UE entre las Autonomías regionales. El ajuste drástico al obligarlas a todas a reducir el déficit al 1´5% del PIB en 2012 y al 0´7% en 2013 ha frenado la recuperación económica y aumentado el desempleo. Cataluña ya acumula en los dos primeros meses un desfase del 0´35% (la mitad del anual previsto). Habría que atemperar los tijeretazos contraproducentes, pero no según caprichos asimétricos o exigencias de falsa independencia, sino estableciendo criterios objetivos. Peor aún, si a los más despilfarradores se les permite más déficit porque sí, se premia la muy mala gestión. Si a los más cumplidores se les boicotea de hecho con menos recursos, se castiga la menos mala gestión. Vísteme despacio que tengo prisa.

        ¿Se tienen en cuenta el valor añadido, el paro, las infraestructuras, la eficiencia? Haciendo las cosas mal suelen resultar mal. El ejemplo significativo para botón de muestra es la política comercial absurda  de Iberia en el aeropuerto de Asturias. Pone precios muy elevados a los billetes aéreos, hasta 500 euros el viaje de ida y vuelta a Madrid en el día. Y lo hacen aduciendo perder dinero. ¿Pero quién va a volar a esos precios disparatados, a no ser necesidad urgente o grave? Pasa como con los impuestos excesivos, son una invitación al servicio sin factura, el mercado negro y la evasión de capitales. Al cabo, se buscan alternativas y se recauda menos. Recuerda al lerdo que para enriquecerse más pronto mató a la gallina que le ponía los huevos de oro. Se pasó de listo. Si en vez de dar solo palos al caballo le das agua, es probable que corra más. 

    (Adaptado del artículo publicado los jueves en papel en La Nueva España de Gijón)

    - Página en facebook: España nos gusta

    - Cuenta en Google+ : Asturias que guapa yes!

    - Ver: El Foro de libre debate

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook