Blog 
POESÍA DESBOCADA
RSS - Blog de Lauren García

El autor

Blog POESÍA DESBOCADA - Lauren García

Lauren García

Letraherido ferviente de sangre y castigo.

Sobre este blog de Cultura

Este espacio aboga por la inmediatez de la poesía y la literatura. Una apuesta por la creación poética como parte inherente del mundo; la propiedad insalvable de la voz en esencia pura e incorruptible.


Archivo

  • 09
    Mayo
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Oviedo asturias

    El pálpito de Ernesto Frattarola

     

    Dos poemarios, ("Herido mármol" y "Uno"), son el resumen de la intensa vocación poética de Ernesto Frattarola, (Barcelona, 1965), además de impartir un taller de poesía en Terrasa donde reside. Su idea del verso es preclara: "La poesía es, por encima de todo, cuestionamiento. Escribo para saber quién soy y qué es todo esto. Escribo para encontrar sentido. La paradoja es que se emprende este camino sabiendo de antemano que no se va a encontrar las respuestas. Entonces, ¿cuál es el sentido de todo esto? El poema. El propio poema es el que da sentido, el que crea sentido". Nervio incorregible literario. El sentido del pálpito. 

     

     

     

     

    CERO

     

    Frío.

     

    En la piel de mis codos,

    en la mano de quien me da la mano.

    En la voz de mis pasos

    vive el frío.

     

    Hoy hay hielo en los bordes de mi boca.

     

    Hoy es el viento de arrancar raíces,

    hoy es el frío de dormir con quién.

     

    El día de saber que saber entumece.

     

    El punzón de la escarcha.

    El minuto del no.

     

    Lo mismo da estar dentro que estar fuera:

    el frío es esta puerta que no existe.

     

    ECOGRAFÍA

     

    Quisiera ser quien fui

    antes de haber nacido.

     

    Ser un ser indoloro,

    intacto,

    lentísimo,

    mirando.

     

    Un ser como estar.

     

    Un rincón en el tiempo de mi madre.

     

    "UNO"- LA ISLA DE SILTOLÀ-2015

     

    DENTRO

     

    No mueren las palabras que callamos.

     

    Las vamos enterrando,

    una a una.

    Nos creemos a salvo,

    tú y yo.

     

    Pero laten.

     

    Hoy, en lo hondo, laten.

     

    Trepan por las rendijas.

    Crecen como un tumor.

     

    Nos miran desde dentro.

    No matan desde dentro.

     

    Nos sobrevivirán.

     

    POEMA INÉDITO

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook