Blog 
POESÍA DESBOCADA
RSS - Blog de Lauren García

El autor

Blog POESÍA DESBOCADA - Lauren García

Lauren García

Letraherido ferviente de sangre y castigo.

Sobre este blog de Cultura

Este espacio aboga por la inmediatez de la poesía y la literatura. Una apuesta por la creación poética como parte inherente del mundo; la propiedad insalvable de la voz en esencia pura e incorruptible.


Archivo

  • 07
    Febrero
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Oviedo asturias

    La defensa ante la vida de Ana Vega

    La frase de Louis Malle: "Las personas heridas son peligrosas, saben que pueden sobrevivir" es perfectamente aplicable a la trayectoria literaria de Ana Vega, (Oviedo 1977). Autora de un buen número de obras poéticas en castellano y asturiano, valora la escritura como punzón de defensa sobre la realidad. La literatura como pan y puñado de vida, para esta escritora, que realiza, también, talleres literarios, y colabora en numerosas publicaciones como en las páginas de este periódico. Palabras que se enfrentan a la rudeza, la garantía de la supervivencia.

     

     

     

     

    ARDE

     

    Precaución, arde.

    Esta mujer que escribe arde.

    Su piel quema

    y aún es peor en el caso de su pensamiento.

    Ese carácter encendido

    le provoca una mala acepción del mundo

    y es por eso que ustedes deben alejarse de ella.

    Arde esta piel y esta palabra,

    y esta conciencia que tan sólo encuentra justicia

    en cierto equilibrio entre palabra, obra y hecho.

    Tengan precaución entonces y cierto cuidado,

    pues toda llama tiende a extenderse

    y es fácil entonces

    que esta voz les alcance

    y tal vez hiera

    en esta quema necesaria,

    en este incendio que busca provocar

    la palabra escrita.

    Cómo comprender el mundo entonces

    si no es a través de este avanzar entre las llamas

    y que afecte cada luz, cada sombra, cada actitud y comportamiento

    que observas y has de traducir a este reino

    de silencio roto por la palabra.

    Cómo enfrentarse entonces al mundo

    de otro modo, más allá de una traducción

    dolorosa y exacta de éste.

    Tengan cuidado entonces, insisto,

    esta mujer arde, quema,

    arrasa y destruye todo cuanto su palabra

    o roe alcanza.

    Y ésa es su intención primera

    al escribir.

    Conciencia en llamas

    que ha de quemar

    y alcanzar al otro.

    Precaución,

    pues arde.

    Ese frío absoluto

    de sus manos

    así lo atestigua.

     

    LA MUÑECA

     

    La primera muñeca

    o juguete que mi madre recuerda

    haber tenido

    estaba completamente desnuda.

    Dice haberla apretado

    tanto y con tanta fuerza

    que cuando ésta se cayó

    y perdió en el campo

    ella mantuvo

    firme el gesto y la postura

    durante todo el día.

    Al igual que quien sufre

    el dolor fantasma

    de un miembro amputado

    nunca ha superado esa carencia.

     

     

    III

     

    Si pretendes impedir que hable

    o piense o diga ambas cosas

    debes atar bien fuerte mis muñecas

    y coserme la boca con tal brutalidad

    que impidas que yo misma

    me devore los labios

    hasta esculpir todo silencio.

    He de decirte que tengo

    cierta tendencia a romper toda atadura

    y alzarme de nuevo desde la nada.

    Y contra esto he de decirte, también,

    es imposible cualquier intento

    de silenciarme.

     

    ANA VEGA . POEMAS INÉDITOS DEL LIBRO "HERENCIA"

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook