La obra de un talud en la carretera del puerto de Pajares entra en su recta final

Las labores, que mantienen una parte de la calzada cerrada al tráfico desde hace dos meses, se centran ahora en la limpieza de ese tramo

10.02.2016 | 04:20
Máquinas trabajando en el puerto de Pajares.

Las obras para reparar un talud de la carretera del puerto de Pajares (N-630), conexión de Asturias con la Meseta, entran en su recta final. Las labores han obligado a mantener cerrada parte de la calzada en un tramo de más de medio kilómetro durante los últimos dos meses. El grueso de la actuación se desarrolló hasta finales de diciembre. La zona ya había requerido una reparación hace algo más de una década y precisó esta nueva intervención por los continuos desprendimientos de tierra sobre la calzada.

Los conductores hicieron llegar sus quejas al Ayuntamiento y los responsables municipales actuaron como intermediarios con el Ministerio de Fomento. En otoño del año pasado, el Gobierno central adjudicó la obra a la empresa Proacon. La firma está especializada en trabajos en túneles, obras hidráulicas y cimentaciones especiales. En el caso de la carretera de Pajares, era necesario reforzar el suelo y el talud para evitar nuevos desprendimientos. La previsión de la empresa era finalizar la actuación en enero pero, por el momento, las máquinas siguen trabajando en el puerto. La actuación está en la vertiente lenense, a unos metros del carril de aceleración que hay en dirección a León.

Las labores durante la última semana se centraron en el asfaltado de la carretera y en la limpieza del entorno, los pasos previos a la finalización. La regulación del tráfico se mantendrá hasta que las labores se den totalmente por culminadas. Según fuentes de la actuación, "el plan de seguridad de la obra lo requiere así". La circulación se ha desviado a un único carril con semáforos portátiles. Una medida necesaria, pero que ha provocado retenciones y tráfico poco fluido especialmente durante los fines de semana y los días festivos.

La meteorología sí está a favor de la obra. La falta de precipitaciones durante los meses de invierno permitieron trabajar a buen ritmo, sin intervenciones. Además, al mantenerse cerrada la estación de Valgrande-Pajares cerrada, hay menos tráfico del habitual por estas fechas. Es muy probable que la actuación en la carretera haya finalizado ya cuando llegue la esperada nieve al Brañillín.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine