01 de mayo de 2012
01.05.2012
Carreño

El área expositiva del Museo de la Conserva ocupará más de 400 metros

El centro candasín contará con biblioteca, sala de audiovisuales y tienda

01.03.2012 | 04:37
Maqueta del Museo de la Conserva de Candás.

Candás,


Braulio FERNÁNDEZ


Ya se conocen los primeros detalles del aspecto interior que tendrá el Museo de la Pesca y la Conserva que Dragados construye en lo que antiguamente era la fábrica de conservas de Ortiz, en Candás. El proyecto que obra en poder del Ayuntamiento de Carreño recoge la construcción de tres plantas, de las cuales la más importante, que aglutinará la mayor parte de la actividad del centro, es precisamente la más baja, situada en el falso sótano de la fábrica, con respecto a la plaza de El Paseín y que tiene acceso a nivel por la calle Pedro Herrero.


En esta planta se ubicará la gran sala expositiva del museo, que contará con 407 metros cuadrados libres para la colocación de los centenares de piezas rescatadas de las viejas fábricas conserveras de Candás que están en propiedad del Ayuntamiento. Hoy, esas piezas están en su mayoría guardadas en almacenes, mientras que algunas de ellas, las más destacadas, se exponen en el Aljibe situado bajo el parque de Les Conserveres.


Además, este semisótano contará con otro de los espacios más destacados del museo, la sala de audiovisuales, situada junto a la gran sala expositiva, en una planta que contará a su vez con un almacén y otras salas de tamaño más reducido. En la planta baja será donde se sitúe la recepción principal del centro, con dos corredores de grandes dimensiones, y una tienda donde vender artículos y libros relacionados con la industria conservera.


Finalmente, en la primera planta, cuyas ventanas están dirigidas a la fachada principal del edificio conservero, se situarán dos despachos administrativos, un nuevo almacén, y, sobre todo, una nueva sala y una biblioteca.


El proyecto, obra de los arquitectos Rogelio Ruiz Fernández y Macario Luis González Astorga, consigue así aprovechar la mayor parte de los 1.802 metros cuadrados que tiene la vieja fábrica de conservas candasina. Entre salas, despachos, audiovisuales y demás dependencias se generará un espacio de 1.464 metros cuadrados.


Las obras del Museo de la Pesca y la Conserva de Candás están siendo llevadas a cabo en la actualidad por la empresa Dragados, y tienen prevista su finalización el próximo mes de junio.


El precio total de la obra asciende, una vez incluidos los impuestos, a 783.520 euros, lo que ha supuesto un 39 por ciento de rebaja con respecto al precio de licitación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine