El municipio sigue apostando por la producción doméstica de compost

09.10.2015 | 02:17

Catorce vecinos del municipio de Carreño aprenden a hacer compost y a manejar las biotrituradoras en una campaña de compostaje doméstico promovida por Cogersa.

El compostaje doméstico es una iniciativa destinada a la reducción y recuperación de residuos orgánicos a través de un sistema de autogestión básica de los biorresiduos generados en la huerta y en el hogar. Es decir, se trata de una forma de reducir la generación de residuos urbanos que acaban en el vertedero, obteniendo abono de uso particular.

El principal requisito para poder acceder a la campaña de compostaje doméstico de Cogersa es disponer de una vivienda habitual que cuente con una pequeña zona verde, un jardín o huerto (basta con unos 50 metros cuadrados) donde poder colocar el contenedor especial (la compostadora) que se proporciona. "En esta campaña participan 14 personas, pero ya tenemos 147 familias compostadoras en Carreño. Es un esfuerzo de la ciudadanía que refleja el compromiso con el entorno", comentó Gabriel Rodriguez edil de Medio Ambiente.

La muestra del compost producido a partir de los residuos generados en las viviendas será supervisada por técnicos de Cogersa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine