15 de marzo de 2017
15.03.2017
Las medidas contra los efectos contaminantes

La calidad del aire de la comarca fue "buena" en 2016, sin producirse alarmas

Medio Ambiente afirma que los picos de contaminación aislados, que denuncian los ecologistas, "no quieren decir que la situación sea mala"

15.03.2017 | 03:48
El delegado territorial de la Aemet, Manuel Antonio Mora, seguido de la directora general de Prevención y Control Ambiental, Elena Marañón, entra en la sala de reuniones de la FACC ante representantes de los concejos de las Cuencas.

El aire que se respira en las Cuencas es "bueno", según sostiene el Principado. La directora general de Prevención y Control Ambiental, Elena Marañón, aseguró ayer que ninguna de las cinco estaciones de medición de partículas y otros contaminantes de la comarca superaron en 2016 los niveles límite establecidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS). Marañón insistió, antes de reunirse con representantes de los concejos para negociar un nuevo protocolo de actuación, que lo "que hay que tener en cuenta" es el cómputo diario y no el horario. "Que haya picos de contaminación durante una o dos horas no quiere decir que la situación ambiental sea mala", recalcó en referencia a las reiteradas denuncias de los ecologistas.

La última afectó ayer a Gijón. Según la Coordinadora Ecologista de Asturias, en la estación de control de Santa Bárbara se alcanzaron en el mediodía del lunes los 108 microgramos por metro cúbico de aire de partículas de tamaño inferior a 2,5 micras (PM2,5), lo que supuso "un incremento de 1.200% respecto al nivel que había la hora anterior, que era de 9 microgramos". La directora general de Prevención y Control Ambiental señaló que estos datos "hay que matizarlos". "Una cosa son los picos horarios, como consecuencia de la mayor actividad de la industria, el tráfico o el uso de las calefacciones, y otra es el valor diario, que es lo que tiene en cuenta la normativa y que no tendría por qué superarse", detalló. De hecho, en las estaciones de Mieres, San Martín del Rey Aurelio, Sama, La Felguera y Meriñán no saltaron las alarmas ningún día durante el año pasado.

La representante de la consejería de Infraestructuras y Medio Ambiente reconoció que lo "deseable" es que las emisiones de contaminantes "estén lo más bajos posibles durante las 24 horas del día". Sin embargo, esta situación es "imposible", ya que "tanto la actividad industrial como de la relacionada con el tráfico tiene sus picos". Las medidas que ayer se pusieron sobre la mesa en una reunión celebrada en la sede de la Federación Asturiana de Concejos (FACC) en Oviedo van encaminadas a prevenir esos picos de contaminación que, en días de estabilidad atmosférica, pueden elevar el número de partículas en suspensión, que constituyen el principal problema de la región.

Elena Marañón, que estuvo acompañada por el director general de Calidad Ambiental, Manuel Gutiérrez, indicó que las medidas a aplicar en las Cuencas serán las mismas que en el resto de concejos.

"No hay actuaciones específicas para una zona u otra, las medidas consistirán en toda la región en controlar el tráfico, las emisiones de la industria y, sobre todo, informar", sentenció.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine