02 de agosto de 2017
02.08.2017

"Nos sentimos como impotentes con las grietas en el pueblo", dicen los vecinos de Boo

El colectivo recibió mil euros de Podemos que le ayudarán a continuar con su litigio contra Hunosa, a la que culpa del problema

02.08.2017 | 03:59
De izquierda a derecha, Héctor Piernavieja, María Gloria Velasco, Miguel Ángel Gómez, Gaspar Vázquez, Patricia Díaz y Lorena Gil, ayer, en Boo.

La Asociación de Vecinos "San Juan Bautista" de Boo llevará su batalla legal contra Hunosa por las grietas en el pueblo "hasta donde haga falta". Así lo aseguraba ayer su presidente, Gaspar Vázquez, tras recibir la visita de los diputados regionales de Podemos, Lorena Gil y Héctor Piernavieja, y la concejala de Xente por Ayer, Patricia Díaz, quienes les hicieron entrega de una aportación de 1.000 euros correspondiente a su campaña "12 Lluches" que servirá para contribuir en su causa.

Vázquez, que agradeció la aportación del partido morado, destacó que hay casi un centenar de viviendas afectadas. También explicó que el litigio está pendiente de un informe geológico que realizará el Ayuntamiento de Aller, que ha destinado una partida de 60.000 euros para estas labores. El problema es "evidente" para el responsable de la asociación, quien aseguró que "cada vez hay más afectados, sobre todo desde hace cinco años".

De momento, la única sensación que tienen es de "impotencia" ante la postura de la hullera estatal, que se niega a reconocer su responsabilidad a pesar de que ya hay una sentencia anterior que daba la razón a los vecinos. "No te dan ninguna opción y nos tratan con prepotencia señalando que sólo van a pagar cuando se lo ordene el juez", subrayó.

Los representantes de Podemos y Xente por Ayer quisieron reconocer la labor desempeñada por los vecinos de Boo, "que necesitan todo nuestro apoyo, y mientras haya gente que luche por permanecer en los pueblos, nosotros estaremos ahí", destacó Gil. Piernavieja, por su parte, incidió en la batalla legal de estos vecinos y señaló que durante el juicio que ganaron los vecinos "se vieron cosas muy extrañas, como un informe del Instituto Minero y Geológico del Estado que decía que las grietas que había no eran relevantes, un informe que firmaba un alto cargo que actualmente está imputado por el 'caso Castor', de similares características con lo que ocurre en Boo". El problema de las grietas se remonta al año 1994. Los vecinos ganaron una primera batalla judicial, pero las grietas volvieron.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine