25 de agosto de 2017
25.08.2017

El mal olor de una obra interminable

Los vecinos de Llanos denuncian "la peste" producida por los fallos en la red de saneamiento, cuya obra empezó en 2007 y aún no ha terminado

25.08.2017 | 04:31
Josefina García Megido, ayer, señalando los terrenos de la depuradora que no funciona.

La obra de saneamiento de Llanos desprende mal olor. No un "mal olor" figurado -por el retraso de siete años que acumula el fin de la actuación- sino "una peste", denuncian los vecinos, que tiene en jaque a la localidad allerana. La actuación de mejora del saneamiento empezó en 2010, con una partida de 900.000 euros del "plan E", y el depósito aún no está construido. Los vecinos afirman que la depuradora "no funciona" y que las aguas residuales se vierten al río: "Cuando no llueve, los olores son insoportables", denunciaron ayer en la localidad allerana.

Josefina García Megido pasea cada mañana por el entorno de un pequeño riachuelo que va a desembocar al río, justo frente a la playa fluvial de Llanos. "Después de tantos días sin llover, aquí no hay quien pare por el mal olor", lamentó ayer por la mañana. Señala a un montón de piedras cubiertas de maleza que, según dice, "en invierno no se ven porque el río baja caudaloso". No hay, este verano, ni una gota de agua.

El olor, efectivamente, es insoportable. Y empeora a lo largo del día: "Las aguas residuales se vierten al río sin ninguna depuración", afirma García Megido. La depuradora se construyó, tal y como estaba previsto, durante las obras financiadas con cargo al "plan E". Justo cuando terminó esa actuación, el caudal del río creció durante la primavera y causó daños. Volvieron a colocar la depuradora: "Está ahí, pero como si no estuviera. No funciona", aseguró la vecina. Fuentes municipales, consultadas por este diario, no confirmaron esta afirmación.

Lo que seguro que no está en marcha es el depósito, porque la instalación no se llegó a construir. Según Josefina García, "la empresa que estaba trabajando se fue de un día para otro y lo dejó todo al medio". El alcalde, David Moreno, explica que "la subcontrata de las actuaciones quebró y, actualmente, tenemos un litigio abierto con la empresa adjudicataria". Reclamaciones formales para el final de las obras que, añadió el regidor, podrían terminar en el juzgado.

Los que también amenazan con emprender acciones legales son los responsables del PP de Aller. El portavoz de la formación, Juan Antonio del Peño, aseguró que exigirán al Tribunal de Cuentas que abra una investigación sobre las obras de Llanos y también de la red de saneamiento de El Pino-Felechosa. Las dos obras suman 3,6 millones de euros y no están terminadas. En las dos falta el depósito y las averías, según Del Peño, son "constantes": "No hay semana que el servicio de aguas no tenga que pasarse por alguna de estas localidades".

En las casas anexas al riachuelo de Llanos, foco del mal olor, llevan días sin abrir las ventanas para escapar del hedor. La situación va de mal en peor y, según la versión de los afectados, también aparecen con frecuencia ratas y reptiles: "Por lo menos queremos que nos limpien la maleza y que se revisen bien las tuberías para ver si hay una fuga, porque la solución parece que va para largo", clamó Megido.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Canal esquí

Esquí

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, el tiempo y el estado de la nieve

 
Enlaces recomendados: Premios Cine