Masters 1000 de Madrid

Federer: "Ahora asumo mejor las derrotas"

"Al principio estoy decepcionado y triste pero después lo analizo y resurjo", asegura el suizo

11.05.2010 | 01:00

El número uno del mundo, el suizo Roger Federer, afronta la defensa de los títulos que conquistó el pasado año en el Masters 1000 Madrid y, después en Roland Garros, en París, en medio de una temporada con sinsabores desde que ganó el Abierto de Australia en el arranque del año.

Desde entonces, el helvético, primer favorito en la Caja Mágica, apenas ha progresado en los cuadros de los torneos donde ha participado. "Ahora puedo asumir mejor las derrotas. La derrota forma parte de una carrera, de una temporada. Forma parte del juego. Aprendes. No ha habido ningún año en el que no haya perdido alguna vez. Aunque he estado cerca", dijo Federer.

"Antes, uno estaba más confundido y hoy aprendo por qué pierdo. Hay un contrincante. No cedo las victorias fácilmente. Hay que respetar al rival. Al principio estoy decepcionado y triste pero después lo analizo y resurjo", apuntó el helvético, que en este curso ya ha encajado cinco derrotas, la última ante el español Albert Montañés en Estoril.

"Jugó bien Montañés. Le conozco y sabía que no iba a ser fácil. ¿Si es un favorito para París?. Depende del cuadro y con quién tenga que jugar. Para un jugador como él depende del sorteo. Le costaría ganar a un 'top ten'. Pero es un tenista con el que en París será difícil jugar a cinco sets", señaló Roger Federer.

El número uno del mundo confía en que Madrid suponga, como el año pasado, el punto de inflexión de la temporada. Defiende la conquista obtenida el pasado año. Ya ha tenido tiempo para aclimatarse a Madrid y a sus condiciones, como la altura.

"No pasa nada. La altitud es cuestión de acostumbrarse, de práctica. No sé si jugaré mañana pero me encuentro bien y sano y eso es lo más importante. La altitud la padecí ayer de forma extrema y hoy son más moderados. En realidad me gusta cuando el bote es más vivo", dijo el suizo, que no padeció problema alguno en el traslado desde Estoril.

"No ha habido problemas desde Estoril aquí. He podido entrenarme desde ayer por la mañana, así que todo bien", señaló Roger Federer.

"No quiero especular y confío hacer las cosas bien. Defiendo un título y las condiciones son buenas. Cuando acabe este torneo veremos. He jugado muchas finales de Grand Slam y sé lo difícil que es. Jugué y gané el Abierto de Australia y antes no hay muchas semanas de entrenamiento. Creo que puedo resurgir de algunas derrotas. No he logrado aprovechar mis oportunidades antes y tengo que empezar a hacerlo de nuevo", explicó el suizo, que insistió en que la irrupción de nuevo del español Rafael Nadal no le ha sorprendido.

"Ya esperaba que Nadal volviese y volviese fuerte. Lo esperaba. Ha pasado por lo que yo pasé el año pasado. No ha podido estar en el número uno por Wimbledon y perder algunos torneos, pero sabía que iba a ganar mucho en tierra batida como Mónaco y Roma. Claro que siento presión a la hora de jugar cualquier partido y cualquier torneo. Parezco relajado pero eso no quiere decir que no tenga presión. Intentaré defender mis títulos, como en Roland Garros", insistió el número uno del mundo.

Federer reconoce que Madrid resultó fundamental en la conquista posterior de Roland Garros, el único Grand Slam que se le resistía hasta entonces.

"Quizá este torneo fue clave para París el año pasado porque gané a Soderling, Blake, Del Potro y Rafa. Un cuadro brutal. Fue un gran torneo porque batí a grandes jugadores y eso es una gran práctica para un Grand Slam. Espero poder golpear la bola con la limpieza que lo hice en el Abierto de Australia y espero hacerlo igual de bien aquí", advirtió el helvético.

"Si tienes la ocasión te preparas, pero si no la buscas entrenando. Estaré listo para París, aunque si es posible haciéndolo bien aquí para adquirir confianza", dijo Federer, que argumentó los irregulares resultados obtenidos hasta ahora en la temporada.

"Quizá la infección me afectó más de lo que pensaba. Si uno no juega muchos partidos, creo que jugué tres o cuatro en Indian Wells, después en tierra tampoco he jugado mucho y eso complica las cosas. Si en Roma no te va bien son pocos partidos y por eso he estado en Estoril, para estar bien en esta época de la temporada. Cuando más juegas más sabes de táctica. Eso me resultó difícil en Roma", dijo Federer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine