Fútbol. Champions League

Luis Morán, en medio de la pasión chipriota

«El Madrid tendrá un ambiente caldeado», advierte el luanquín

27.03.2012 | 11:57
Luis Morán, el 28 de enero en Mareo, tras llegar a un acuerdo para su cesión.
Luis Morán, el 28 de enero en Mareo, tras llegar a un acuerdo para su cesión.

El emparejamiento del Real Madrid con el Apoel ha sacado a Luis Morán del anonimato propio de una Liga como la chipriota. El luanquín encara la recta final de la temporada en el AEK Larnaka, cedido por el Sporting, y hoy ejercerá de comentarista para alguno de los medios españoles que cubrirán el partido de la Liga de Campeones. Aunque no ha jugado contra el Apoel, Morán espera un rival motivadísimo que, al menos hoy en un campo repleto, opondrá resistencia al Madrid. En cualquier caso, hoy será un día histórico para Chipre.

A última hora, casi al límite del plazo del mercado de fichajes, Luis Morán aceptó acabar la temporada en el AEK Larnaka de Chipre, una de las ligas que cuenta con más jugadores españoles. Entre los catorce que jugaban en la Primera División chipriota se encontraba otro ex sportinguista, Pablo Amo, que acaba de rescindir su contrato con el Olympiacos Nicosia por impagos. La reglamentación, que permite a cada equipo contar hasta con 19 jugadores no nacidos en Chipre, favorece la importación.

El Apoel es el club más popular de Chipre. Eso, unido a la mayor hazaña de la historia de un club chipriota, la clasificación para los cuartos de final de la Liga de Campeones, ha revolucionado Nicosia y todo el país. «Vi unas imágenes de unas cinco mil personas haciendo cola para comprar 500 entradas», explica Luis Morán, que ayer palpó de cerca el ambiente prepartido acercándose a Nicosia para grabar entrevistas con cadenas de televisión españolas. Las entradas para el partido de esta noche rondan los 80 euros, bastante más de lo habitual en la Liga. «Como en Gijón cuando van el Madrid o el Barcelona», precisa Morán.

El sportinguista compara el ambiente del fútbol chipriota con el de Turquía, salvando las distancias: «Aquí va menos gente a los campos, pero los aficionados son muy apasionados y no es raro ver bengalas. El ambiente estará caldeado». Tras la sorpresa de la clasificación en la fase de grupos y la eliminación del Olympique de Lyon, la visita del Madrid se toma como un premio. Pero, según Morán, eso no quiere decir que los de Mourinho lo tengan fácil, al menos hoy: «Están muy ilusionados y, una vez que llegaron hasta aquí, piensan que pueden dar otra sorpresa».

Luis Morán no se atreve a comparar el nivel de los mejores equipos chipriotas respecto a la Liga española: «Aquí se juega a otro ritmo, pero no quiere decir que los jugadores sean peores. Esta liga es un buen escaparate para futbolistas de países fuertes, como Brasil, Holanda, Portugal y España. No es una competición tan fuerte como otras, como la inglesa o la española, pero hay tres o cuatro equipos de buen nivel».

«Aquí no hay tanta presión», añade Luis Morán, que está contento de su experiencia: «He jugado diez partidos y marcado tres goles. Unas veces me han alineado por la derecha, otras de mediapunta y alguna incluso en punta, como cuando era pequeño». El AEK no se ha clasificado para el play-off por el título, que disputan los cuatro primeros, y está a la espera de conocer el rival en las semifinales de la Copa de Chipre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine