El asturiano Walter Bouzan repite victoria en el 50 Descenso del Carrión

La regata ha tenido un claro color asturiano, ya que en el k-2, Luis Amado y Miguel Llorens, de la Sociedad Cultural de Ribadesella, han sido los primeros, con un tiempo de 32 minutos y 8 segundos

14.08.2015 | 20:50
El asturiano Walter Bouzan repite victoria en el 50 Descenso del Carrión

El palista asturiano Walter Bouzán ha confirmado hoy su gran estado de forma al imponerse, en este caso en la categoría del K-1, en el Descenso Internacional del Carrión, que ha cumplido su medio siglo de existencia.

Tras su éxito en el k-2 hace sólo seis días en el Sella, el piragüista del Oviedo Kayak ha demostrado su autoridad también en solitario en los 8 kilómetros de la prueba palentina, con un tiempo de 34 minutos y 8 segundos, seguido por su compañero de club, Borja Estomba, que también fue segundo el sábado pasado en el Sella.

La regata ha tenido un claro color asturiano, ya que en el k-2, Luis Amado y Miguel Llorens, de la Sociedad Cultural de Ribadesella, han sido los primeros en completar el recorrido, con un tiempo de 32 minutos y 8 segundos.

Los jóvenes palistas asturianos han vuelto a demostrar que están dispuestos a ser la referencia en los últimos años, tras ser cuartos la semana pasada en Ribadesella. Tras ellos, hoy ha entrado una embarcación madrileña, la de Samuel Saavedra y David Rodríguez, del Piragüismo Aranjuez.

La 50 edición del Descenso Internacional del Carrión ha batido su récord de participación, con más de 350 embarcaciones y más de 450 palistas inscritos, confirmándose como una de las citas populares más importantes de España.

No en vano, la prueba ha contado con participantes de varias Comunidades Autónomas, desde Galicia a Andalucía, e incluso del extranjero, con palistas de Argentina, Dinamarca y Gran Bretaña.

Las dos vueltas de 4 kilómetros al recorrido por el embalse de la Central Térmica han hecho además las delicias de los cientos de espectadores que han desafiado las bajas temperaturas para poder seguir el desarrollo de la prueba.

La posibilidad de ver pasar varias veces a los palistas y, especialmente los giros cerrados de 180 grados que están obligados a dar en los virajes son los principales alicientes que garantizan la buena presencia de público y, como consecuencia, la motivación de los piragüistas.

Como novedad, la 50 edición del Descenso ha contado con una regata de la categoría k-4, que ha levantado mucha expectación entre el público y que se ha llevado el Club Palentino de Piragüismo, por delante del Oviedo Kayak.

La parte emotiva ha tenido lugar a cargo de Gonzalo Campos 'Carri', uno de los impulsores de la prueba, que ha sido el encargado de pronunciar el pregón.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine