Lne.es »

Aitor: "Sería un fracaso no estar en el play-off"

El Marino presentó al candasín y fichó al portero Marcos de Castro

22.06.2016 | 04:16
Aitor Suárez durante su presentación en Miramar.

El Marino está lanzado y avanza a buen paso en la confección de la próxima plantilla. Ayer presentó a Aitor Suárez (25 años) que llega desde el Condal; hoy presenta al medio Pablo Suárez Fernández (27 años), procedente del Tuilla; y mañana será el turno del portero Marcos de Castro (21 años) que jugó el pasado año en el Universidad de Oviedo. En total ya son siete los jugadores en plantilla, tres renovaciones: Davo, Boris, y Pablo Hernández, y cuatro fichajes: Polo, Aitor Suárez, Pablo y Marcos de Castro.

Aitor Suárez es de Candás. Tras acabar la etapa juvenil en el Veriña jugó temporada y media en el Candás (Tercera) y Gijón Industrial la otra media; Aboño (Primera Regional); otras dos en el Candás, Cudillero, y la última temporada y media en el Condal.

No es el primer candasín en el máximo rival, pero para Aitor el detalle no es importante. "El Marino es un equipo más y lo importante es que me gusta dar todo entrenando y jugando porque trabajar cada día y ser constante me ha traído hasta aquí. No puedo prometer goles, pero si que lo voy a dar todo y será el técnico el que decida quien juega", señaló.

El Marino es siempre favorito en Tercera, pero Aitor recuerda que eso se demuestra en el campo. "Hay que jugar cada partido y, aunque está claro que el Marino tiene que partir para meterse entre los cuatro primeros, tendremos que luchar mucho porque en esta categoría todos los equipos son difíciles". Y añadió: "Está claro que si no quedamos entre los cuatro primeros será un fracaso, y si se puede quedar primeros mejor que segundos".

Aitor es un verdadero comodín. Este año jugó en los dos laterales, de central, en banda y de medio centro. "Me acomodo donde sea, lo que quiero es jugar donde quiera el entrenador aunque ahora mismo donde más me gusta es el centro del campo".

El candasín asegura que no le costó decidirse por el Marino. "Hablé con Luis Gallego y con el entrenador y a partir de ahí tenía claro que quería venir. Llegamos a un acuerdo y estoy muy contento porque además estoy al lado de casa. Más no se puede pedir". Y valora que su nuevo técnico, Adolfo Pulgar sea exigente. "A mi me gusta la exigencia porque sin exigencia no se va a ningún lado. No hay problema", señaló.

El posible ascenso del Caudal deja a los favoritos con un rival menos, pero Aitor recuerda que la Tercera siempre es dura. "El Marino, por ejemplo, perdió el año pasado muchos puntos contra equipos de abajo y creo que, quitando a los jugadores de aquí, nadie creía que se iba a meter en el play-off. Al final llegó y tiene su mérito pero perdió puntos contra equipos a los que debía ganar".

El nuevo jugador azulón asegura a la afición luanquina el máximo trabajo. "No voy a escatimar en esfuerzo y ellos lo van a ver cada día porque entreno a tope, que es la forma de jugar al máximo nivel", concluyó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine