«Nada pasaría por que la gente pagara las medicinas que cuestan menos de tres euros»

l La delicada situación de la economía l Los ajustes
«El margen de maniobra del PP es cero si es para tomar medidas diferentes a las que marque la "troika" europea»

 03:15  
José Luis Feito, durante su charla en la Facultad de Economía.
José Luis Feito, durante su charla en la Facultad de Economía. nacho orejas

JOSÉ LUIS FEITO Presidente de la Comisión de Economía de la CEOE

Oviedo, Marián MARTÍNEZ


José Luis Feito Higueruela (Madrid, 1952) preside la Comisión de Economía y Política Financiera de la gran patronal CEOE y de la junta directiva del Instituto de Estudios Económicos (IEE). Feito ofreció hace unos días una charla en el aula magna de la Facultad de Economía de la Universidad de Oviedo.


-Ganó el PP y los mercados siguen castigando a España.


-La economía española está «de facto» intervenida desde mayo de 2010, y con especial intensidad desde agosto, que vive única y exclusivamente de la compra de deuda por parte del Banco Central Europeo (BCE), y que tampoco es mucha. Y esta situación no se puede variar con un cambio de Gobierno, sino con un cambio de economía. El PP no tiene margen de acción. No se puede desviar lo más mínimo de las directrices europeas, que a lo mejor coinciden.


-¿Y coinciden con lo que reclama la patronal?


-A lo mejor lo que debería hacer según la patronal tampoco lo puede hacer.


-¿Rajoy fue a ver a Merkel para recibir instrucciones, como se afirma en algunos medios?


-La toma de contacto de Rajoy y Merkel se hubiera producido en cualquier circunstancia. Primero, para escenificar una relación privilegiada con Alemania, y luego, para tomar el pulso a la situación. Se habrá aprovechado para ver que el margen de maniobra es reducido.


-¿Cuánto de reducido?


-Cero si es para hacer algo diferente a lo que marque la «troika» europea. En el caso de España, ya le dijeron lo que tenía que hacer en agosto a cambio de que el BCE comprara su deuda.


-¿Y qué tiene que hacer?


-La primera reforma profunda es la del mercado de trabajo. Una de las razones que han agravado la crisis es que las instituciones europeas se consideran engañadas por España e Italia. Berlusconi incumplió y ha hundido a su país. En España se escenificó una reforma laboral, con una huelga general incluida. Que seguro que el Gobierno creyó que la había hecho, pero la realidad es que Europa lo tradujo como una escenificación porque todo está como estaba. Ahora hay que hacerla.


-¿Y cómo, qué hay que cambiar?


-Hay que actuar en la contratación, en el coste de los despidos, en las políticas activas de empleo para modificar su estructura, en la gestión del subsidio del paro, en el salario mínimo, que no puede ser el mismo para los jóvenes que para un trabajador con experiencia; en la flexibilidad de la jornada laboral y geográfica, que ahora es demasiado rígida, y en eliminar la referencia del IPC en los salarios, que deben estar vinculados a la productividad.


-¿Qué derechos le quedarán a los trabajadores?


-¿Hay menos derechos que no tener trabajo? Los sindicatos insisten en que no se pueden perder derechos, pero si no hay trabajo... No aceptan ningún acuerdo que suponga perder poder adquisitivo a menos que se especifique su recuperación en una cláusula; tampoco ven necesario modificar la negociación colectiva, en la que no quieren mover ni una coma; los costes de los despidos también son intocables... Es inaudito. Esta postura hace imposible un acuerdo.


-¿Utilizará el PP su mayoría absoluta para sacar adelante esas reformas?


-Estos cambios estarían apoyados por la mayoría parlamentaria más amplia que se pudiera pensar, porque al PP le apoyarían, por ejemplo, CiU, PNV y quizás UPyD. La pregunta es otra: ¿saldría adelante un planteamiento revolucionario antisocial de una minoría extrema y radical que se opone a la modernización del país? Creo que esta reforma la apoyaría incluso una parte del PSOE.


-¿Usted cree?


-Sí. No lo apoyaría la parte que está ligada a la UGT. Y tampoco votaría a favor IU, que está ligada a CC OO. Pero son una minoría.


-¿El Gobierno catalán marca el camino de los recortes?


-No sé si estas medidas son o no un anticipo de lo que se va a hacer en España, pero deberían serlo. Por ejemplo, en lo que respecta a los medicamentos. Éste es el país del mundo que más gasta en medicamentos.


-¿El copago es la solución?


-Siempre hubo copago en los medicamentos, aproximadamente en un 30%. Pero ha ido bajando hasta el 6% a raíz, curiosamente, de una medida del anterior Gobierno del PP, que eliminó la actualización del IPC en los precios y decidió que fueran gratis para los mayores de 65 años. ¿Qué pasaría si los ciudadanos se pagasen los medicamentos que cuesten menos de 3 euros? Nada, o poco, y el ahorro sería descomunal.


-¿También hay que recortar más el salario a los funcionarios?


-Los gastos de personal en proporción con el gasto público que se gestiona son elevados, y los sueldos no son altos. Esto significa que todas las administraciones se han inflado en personal, y sobre todo en las autonomías y en los ayuntamientos, contratando a trabajadores no funcionarios. Hay partidas que hay que eliminar o rebajar. Como el 0,7% de ayuda al desarrollo, que se aplicó deprisa y corriendo.


-La CEOE propone también peajes en las vías rápidas...


-Es que hace dos años que no se hacen labores de mantenimiento en esas carreteras porque no hay dinero. Eso no puede ser.


-¿Hay que crear un banco malo para que se recupere el sistema financiero español?


-España ahora no tiene financiación y es urgente recuperar la confianza en el conjunto de la economía para que vuelva la financiación internacional al Tesoro nacional y a las empresas, por lo menos a las emblemáticas, para que empiecen a tirar de las demás. Y al mismo tiempo hay que hacer una cirugía y segregar la parte mala de la sana del sistema financiero para que se pueda recuperar.


-Eso requiere dinero público.


-Sí, por eso hay que recuperar la confianza, para poder salir a los mercados y lograr financiación.


-¿Qué previsiones tiene la CEOE para 2012?


-Malas. Se ha entrado en una desaceleración que seguirá en los primeros meses de 2012. Lo que ocurra a partir de ahí dependerá de las medidas que se tomen.


-¿Damos 2012 por perdido?


-En 2012 habrá dos partes. Una primera en la que predominará la inercia del pasado, los datos serán malos, con el paro subiendo hasta los 5,3 millones de desempleados, y tendremos la sensación de que esto va hacia el abismo. Y después habrá una segunda en la que, siendo malos los datos por la inercia y el impacto de las reformas, las expectativas mejorarán.


-¿Y cuándo se va a empezar a generar empleo?


-O se genera empleo en 2013 o este país habrá perdido toda relevancia económica.

Manager Focus
El rincón del directivo

¿Cómo de atractiva es tu ciudad para atraer inversiones?

Conoce las mejores estrategias para crecer y prosperar en un mercado altamente competitivo...

Enlaces recomendados: Premios Cine