Celsa invertirá 1,5 millones en nueva maquinaria en Trefilería Moreda, de Gijón

La empresa creará cinco empleos en la planta asturiana, que pasará a tener 231

21.09.2015 | 01:57

El grupo siderúrgico Celsa prepara una inversión de más de 1,5 millones de euros en nueva maquinaria para relanzar la fábrica de Trefilería Moreda Riviere en Gijón. Con esa inversión, se alejan los fantasmas de cierre en la centenaria fábrica gijonesa.

Trefilería Moreda -dedicada a la fabricación de cierres metálicos para el sector residencial, industrial y agrario tiene concedida una subvención del Ministerio de Industria para financiar el 10% de una inversión de 1.535.050 euros para potenciar la fábrica de Gijón. La subvención está ligada a la creación de cinco empleos y al mantenimiento de 226. La plantilla de la fábrica gijonesa pasaría a estar formada por 231 trabajadores.

Fuentes de Celsa señalaron que la inversión se destinará "a comprar nueva maquinaria", pero añadieron que "aún se está acabando de concretar qué dispositivos se adquirirán, por lo que de momento todavía está un poco en el aire".

La fábrica de cerramientos de Gijón tiene sus orígenes en 1879. La empresa quedó bajo el control del grupo siderúrgico Celsa, propiedad de la familia Rubiralta, en 1990. Nueve años después Celsa adquirió Riviere, con fábrica en Cerdanyola (Barcelona), y en 2002 la fusionó con Moreda, creando así Trefilerías Moreda Riviere, con dos fábricas.

En 2013, Moreda y Celsa pasaron por serios problemas. El grupo logró refinanciar su deuda y nuevos créditos para mantener su actividad y los trabajadores de Moreda Riviere aceptaron reducir sus sueldos entre el 6 y el 8% y ampliar la jornada de trabajo. La compañía, que había amenazado con llevar la producción a Barcelona, se comprometió a nuevas contrataciones y a mejorar la instalaciones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35

Enlaces recomendados: Premios Cine