Lne.es »

Los promotores prevén que la vivienda despegue en Asturias a partir de 2017

El stock de pisos nuevos sin vender, 1.953 en el área central, está cerca de agotarse

27.11.2015 | 04:17
Los promotores prevén que la vivienda despegue en Asturias a partir de 2017

El stock de viviendas nuevas sin vender en Asturias está próximo a agotarse y los constructores ven más cerca la recuperación del sector inmobiliario, epicentro de la crisis económica, que lleva años con la actividad por los suelos. El director general de la Confederación Asturiana de la Construcción (CAC-Asprocon), Daniel González Balbín, aventuró ayer en Oviedo que en el horizonte de 2017 se volverán a construir unas cuatro mil viviendas al año en la región, cantidad similar a la que se registraba en los años anteriores al "boom" inmobiliario de finales del siglo XX y que se considera adecuada para el tamaño del mercado regional.

Ese pronóstico se conoció durante la presentación de un estudio, elaborado por Sogepsa y por encargo del Gobierno regional, que cifra en 1.953 el número de pisos nuevos (construidos entre 2009 y 2015) que están sin vender en los siete principales concejos asturianos: Oviedo, Gijón, Avilés, Siero, Llanera, Mieres y Langreo. Al ritmo actual de transacciones, los autores del informe estiman que este stock podría quedar liquidado en 2016.

Sin embargo, es difícil darles salida ya a muchos de esos pisos. "Lo que queda, por lo general, son las viviendas menos atractivas de las promociones", señaló García Balbín. A su entender, comienzan a darse todos los ingredientes que el sector necesita para su recuperación. Los precios de los pisos remontan, hay poca oferta, la demanda crece y el crédito mejora. Con esos ingredientes tendrían que volver a verse grúas trabajando, aunque el representante de la patronal avisa: "Mientras en España ya se está dando una recuperación muy clara del sector, en Asturias la producción de pisos crece a un nivel más bajo".

La patronal estima que este año se cerrará con la edificación de 700 viviendas nuevas en la región. Para el año que viene se harán sobre un millar, y la mejora cobrará verdadero impulso en 2017, con 4.000 pisos. En los años del futuro inmobiliario se llegaron a construir más de 15.000. "Lo que queda ya de vivienda nueva en stock no atiende la demanda, que se ha desplazado hacia la compra de pisos usados", destacó Balbín.

Oviedo es el concejo con mayor número de pisos nuevos vacíos, 725, según el estudio elaborado por Sogepsa. Gijón tiene 644 viviendas a estrenar sin comprador. Avilés tiene 166 pisos en stock, menos que Siero (185); y Mieres y Langreo rondan el centenar.

El director general de Sogepsa, José María Quirós, aseguró que lo que pone de manifiesto el estudio es que "en Asturias no ha habido promociones inmobiliarias que hayan quedado vacías enteras". Una imagen que, tras el estallido de la burbuja inmobiliaria, sí fue muy frecuente en muchas localidades de la costa mediterránea española. El 25% de los pisos que están sin vender en la región son protegidos y están ubicados principalmente en Gijón.

La consejera de Servicios y Derechos Sociales, Pilar Valera, defendió que los municipios asturianos habían llevado a cabo una planificación en materia de vivienda bastante responsable y equilibrada, y aseguró que el número de pisos que quedan por vender es "muy asumible". Al ritmo actual, Sogepsa estima que el stock quedará liquidado en un año. "Hay zonas y algunos barrios de ciertas ciudades donde ya no hay oferta", aseguró Quirós. Desde 2011 el stock se ha reducido en 3.314 viviendas, lo que supone una caída del 63%.

El tipo medio de la vivienda que queda sin vender corresponde a un piso de dos dormitorios, con una superficie de entre 60 y 70 metros cuadrados y un precio que va de los 1.400 euros por metro cuadrado que se piden en Langreo a los 2.847 de Avilés, con trastero y plaza de garaje. Vidal Fernández, abogado de Sogepsa, defendió que esta amplia diferencia en los precios está ligada a la ubicación de las viviendas. Así, en Avilés los precios son tan elevados porque la mayor parte de la oferta de pisos nuevos se concentra en el centro de la ciudad. En cambio, en el centro de Oviedo es muy difícil encontrar viviendas en stock.

El director territorial de inversión inmobiliaria del Banco Sabadell-Herrero, Carlos Fernández, que también intervino en la jornada, aseguró que se observa ya una clara mejoría en el sector. "Se están cerrando, incluso, operaciones para comprar suelo", aseguró.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35

Enlaces recomendados: Premios Cine