TSK hará un proyecto geotérmico en México por valor de 50 millones

La ingeniería asturiana logra el contrato de la Comisión Federal de Electricidad del país en una licitación internacional

24.12.2015 | 01:50

La ingeniería gijonesa TSK ha logrado un nuevo contrato (el segundo en lo que va de mes) tras haber resultado adjudicataria de un proyecto de la Comisión Federal de México (CFE) por valor de más de 50 millones de euros para la construcción de la segunda fase del campo geotérmico denominado Los Azufres III.

La central, situada en la provincia de Michoacán, a 250 kilómetros de la capital mexicana, tendrá una potencia de 25 megavatios y una generación media anual que alcanzará los 200 gigavatios-hora al año.

TSK, que opera en México desde 2012 y que acaba de lograr otro contrato (en este caso, fotovoltaico) en Jordania, se encargará de la ingeniería, el suministro de equipos, la construcción integral y la puesta en marcha de la planta, incluida la subestación y la conexión con la red de la Comisión Federal de Electricidad.

El proyecto fue adjudicado a TSK en un proceso de licitación pública internacional. La oferta de la compañía asturiana obtuvo una puntuación de 99,76 sobre 100.

La planta geotérmica aprovechará la energía procedente del calor del interior de la Tierra, en este caso mediante la extracción, mediante perforaciones de 2 a 2,5 kilómetros de profundidad, del vapor del campo Los Azufres, que es la segunda mayor reserva geotérmica de México y una de las mayores del planeta. La mezcla de vapor-líquido, a una temperatura de unos 170 grados centígrados, mueve la turbina generando energía eléctrica a 13,8 kilovatios, que en la subestación se eleva a 115 para su volcado en la red. El caudal de vapor y el fluido remanente se reinyectan en el yacimiento para volver a reanudar el ciclo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

IBEX- 35

Enlaces recomendados: Premios Cine